El Granada cae con todos los honores a las puertas de la final

Un gol de Yuri Berchiche en el 80’ mete al Athletic en La Cartuja. Carlos Fernández y Germán habían adelantado por partida doble al Granada previamente

Granada CF Athletic Club de Bilbao
Germán se lamenta al finalizar el partido | Foto: Antonio L. Juárez
AvatarManuel Ruiz Pérez
0

El Granada cae con las botas puestas y con la cabeza muy alta ante un Athletic que se limitó a aprovechar su único tiro a puerta del partido. El destino fue cruel con un conjunto rojiblanco que mereció mucho más y que se quedó con la miel en los labios por el valor doble de los goles. Una derrota que no es más que otro pasito más en pos del crecimiento de este club donde la ‘Eterna Lucha’ es la consigna principal.

No hubo sorpresas en cuanto al once, Diego eligió a sus gladiadores de gala con el 5-4-1 previsto. El Granada tuvo un mejor arranque aupado por una incansable afición que se desfondó para impulsar a los suyos. Con todo y con eso, el primer susto lo dio el Athletic con un mal despeje de Víctor Díaz que casi se cuela en propia puerta.

Aunque el Granada dominaba más y mejor, el Athletic la buscaba al espacio aprovechando la punta de velocidad de Iñaki Williams, que le hizo un lío a Germán cerca de la media hora, pero su pase de la muerte no supo aprovecharlo Raúl García y la mandó al limbo.

El Granada se recuperó de las acometidas bilbaínas y fue mejor en el último tramo del primer acto. Yangel Herrera tuvo el 1-0 con un fantástico cabezazo tras un córner, pero Iñaki Williams la sacó bajo palos justo antes del descanso.

A la vuelta de vestuarios, el Granada salió con una velocidad más decidido a jugar la final. El primer gol llegó con un puente aéreo Tucupita-Sevilla para que Carlos Fernández cabeceara espléndidamente un servicio teledirigido de Machís desde el flanco izquierdo. El delirio se instaló en Los Cármenes.

El gol reactivó a la grada y el Granada fue con más ímpetu si cabe a por el segundo. La tuvo en un ensayo lejano Carlos Neva, pero su lanzamiento se fue escorado. Fue la antesala del éxtasis, que llegó en el 75’, con el gol de Germán. El emperador de la zaga rojiblanca no dudó y escogió la especialidad de la casa para rematar la cena: cabezazo monumental a la salida de un córner botado, también, por Machís. Llegó la efervescencia a Los Cármenes, que se veía con pie y tres cuartos en la final.

Pero el Athletic, que vino con la pistola encasquillada, se encontró una bala de oro. Como se suele decir, la alegría duró poco en la casa del pobre. A diez del final, la única llegada con peligro real del Athletic en todo el segundo tiempo culminó con una internada de Yuri que se coló hasta la cocina y batió con lo que pudo a Rui Silva. Fue el único disparo entre palos del conjunto vasco.

Diego se lanzó a la desesperada y dio entrada a Fede Vico y Antoñín, que debutaba, pero para entonces, los de Garitano ya habían decidido encaminarse hacia la A-92 y poner rumbo a Sevilla.

El Granada lo dio todo y cayó con las botas puestas, pero su victoria no fue suficiente para alcanzar la final por el valor doble de los goles.

Ficha técnica

Granada CF: Rui Silva, Foulquier (Fede Vico, 82’), Víctor Díaz, Germán, Domingos Duarte, Carlos Neva (Antoñín, 82’), Yangel Herrera (Yan Eteki, 59’), Gonalons, Puertas, Machís y Carlos Fernández.

Athletic Club: Unai Simón, Capa (Córdoba, 59’), Unai Núñez, Íñigo Martínez, Yeray, Yuri, Vesga, San José (Aduriz 78’), Muniain (Sancet, 91’), Raúl García y Williams.

Goles: 1-0, Carlos Fernández, (47’), 2-0 (Germán Sánchez, 75’); 2-1, Yuri Berchiche (80’).

Árbitro: Del Cerro Grande (Comité madrileño). Amonestó a Germán por el Granada CF, así como a Yeray, Vesga y Unai Simón por el Athletic Club.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la vuelta de semifinales de la Copa del Rey disputado en el Estadio de Los Cármenes ante 20.799 personas (cifra oficial).



Se el primero en comentar

Deja un comentario