El uso racional de nuestras altas cumbres

El exdiputado y exdirector de Cetursa aboga en este artículo remitido a GranadaDigital por recuperar el antiguo albergue de San Francisco, situado a 2.200 metros de altitud

refugio-sierra-nevada
Antiguo albergue de San Francisco | Foto: GD
Mariano Gutiérrez Terrón
0

¿Por qué tratar historias de cosas que no se han hecho o que han desaparecido?

Porque nos lleva a saber de lo que hemos sido capaces de hacer y de lo que no. Eso nos ayuda a tomar decisiones en el futuro. Algunos ejemplos podrían ser: el tren a Motril; el teleférico Granada-Monachil-Purche-Pradollano; o el albergue de San Francisco y la Sociedad Sierra Nevada. Hay bastantes más ejemplos, pero hoy voy a empezar, con los albergues y refugios de alta montaña de Sierra Nevada, empezando por el primero que se construyó, el albergue de San Francisco.

Gracias a José Carlos Peñas y a Fabián García, de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de la Edificación, de nuestra universidad de Granada, y al Club Deportivo Sociedad Sierra Nevada, conocemos un estudio serio para su recuperación con propuesta de intervención. El primer edificio estable de Sierra Nevada, destinado al ocio, se levantó en el tramo alto del río San Juan sobre la cota 2.200 m, hoy denominado como Campos de Otero, por la Sociedad Sierra Nevada, (en adelante SSN) primer club montañero de Andalucía.

El nacimiento de la SSN en 1912, formada por veteranos pioneros de las escapadas a Sierra Nevada, miembros destacados de la burguesía granadina que emplearon su tiempo, esfuerzo y dinero para levantar ese primer albergue de Sierra Nevada. Hoy, ciento siete años después, de nuevo la SSN, se propone recuperar el albergue, que fue destruido durante nuestra Guerra Civil. Para lo cual ha iniciado una campaña de concienciación.

Sierra Nevada está llena actualmente de hoteles, albergues y refugios. Los primeros son de pago y usados principalmente por turistas. Los de uso especifico, el militar y el universitario, y los refugios propiamente dichos, mucho más numerosos de lo que el común de los granadinos conoce y mucho más abandonados de lo que nos gustaría a todos (Elorrieta, Carihuela, La Caldera e innumerable en mal estado. También los que han desaparecido, el Félix Méndez que siempre me trae buenos recuerdos porque en mi juventud me ayudó a tener a un paso todos los 3000 de Sierra Nevada y el recuerdo de Gerardo y sus secretarios, El Cilindro, Laguna de las Yeguas y, no hace mucho el Vadillo.

El espacio que ocuparía la restauración del antiguo albergue de San Francisco ocuparía un hueco entre los refugios gratis y los de bajo costo. A dos mil doscientos metros de altitud, vendría a completar la oferta montañera de la zona del Veleta-Mulhacén en distintas rutas por Sierra Nevada, con todas las comodidades de un hotel de montaña que ofreciera precios especiales a los usuarios federados de montaña. La Sociedad Sierra Nevada y la Federación de Montaña podrían ser sus gestores.

Granada y Andalucía no pueden permitirse, perder un hito histórico de este calibre. Cetursa, que va a presentar su Plan Estratégico para los próximos diez años, las consejerías de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local; Educación y Deporte; Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible; Cultura y Patrimonio Histórico y la Diputación Provincial, deben poner sus presupuestos y esfuerzos para ello ¡Hay que recuperar el albergue de San Francisco!, para los granadinos y para los montañeros del mundo.



Se el primero en comentar

Deja un comentario