Píñar le declara la “guerra” a los precios del aceite y cierra su ayuntamiento

Las dependencias municipales y la Cueva de las Ventanas no abrirán al público este jueves 30 de enero como señal de protesta

unnamed (9)
La medida, alega el Consistorio, es también una forma de luchar contra la despoblación | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

El municipio granadino de Píñar ha decidido “declarar la guerra a los bajos precios del aceite y a la despoblación forzosa de los pueblos”.  El Ayuntamiento de Píñar y la Cueva de las Ventanas cerrarán y cesarán su actividad respectivamente, durante toda la jornada de este jueves 30 de enero.

Esta medida, aprobada por un ayuntamiento gobernado por mayoría absoluta por el grupo IU Para la gente, nace “en apoyo a los olivareros del municipio y andaluces y como reivindicación ante los bajos precios del aceite y los altos costes de mantenimiento de los campos de producción, que dan como resultado la muerte del olivar y la despoblación de muchos municipios”, según un comunicado de prensa.

El Ayuntamiento, de esta manera, se moviliza y acude a la llamada de colectivos como Asaja, COAG o UPA, así como de varias organizaciones sindicales del sector del olivar, que son los organizadores de la iniciativa.

El Consistorio ha dispuesto autobuses que saldrán a las 10 de la mañana, para todos los que se quieran sumar a la protesta desde el municipio, para acudir a los cortes previstos en la A-44 en el kilómetro 77 en Puerto Carretero, provincia de Jaén.

A esta jornada de movilización están llamados agricultores y ganaderos de toda España, así como todas las instituciones y organizaciones de Jaén y los Montes Orientales de Granada.

En Píñar, además del propio ayuntamiento, se sumará a la protesta una de las dos industriales oleícolas del municipio: la almazara Campopineda. En esta ocasión, la Cooperativa Santa Mónica ha decidido no acudir a la manifestación.

Las acciones “no pararán” hasta que se logre una reactivación de los precios “que aseguren a los agricultores, al menos, el umbral de rentabilidad en sus cosechas, marcado por la venta del aceite de oliva virgen extra a partir de los 2,73 euros el kilo”, según indica la Asociación de Española de Municipios del Olivo (AEMO). La crisis de bajos precios en origen del aceite de oliva y la falta de medidas que permitan revertir esta situación han hecho que las tres organizaciones agrarias, las cooperativas y los industriales vuelvan a convocar nuevas acciones de protesta en la calle.

El alcalde de Píñar, Eloy García Cuenca, considera la situación “de extrema urgencia, gravedad e importancia”, y defiende la jornada de paro y reivindicación con los siguientes argumentos, “Queremos que esto sirva como altavoz de las familias que se están ahogando en nuestros pueblos y campos, por un lado los costes del olivar para producir la oliva van en aumento, y por el otro lado, los precios a los que pagan el aceite son ridículos, en comparación con lo que vale producirlo.

“Se habla mucho desde las instituciones y desde los medios de comunicación de la España vaciada, y es normal que los pueblos pierdan población, aquí los jóvenes y las familias no tienen futuro si seguimos jugando con lo que producen nuestros campos, que son el sustento económico principal de nuestra población”, agrega.

Esta movilización es el principio, la lucha continuará en la provincia de Granada el próximo día 19 de febrero, la intención de todos los agricultores andaluces y españoles, es no parar hasta conseguir que nuestros campos tengan un precio y un valor digno.”



Se el primero en comentar

Deja un comentario