Piden un esfuerzo a instituciones y empresas para actuar de urgencia en el refugio más antiguo de Sierra Nevada

La Sociedad Sierra Nevada ha puesto en marcha una campaña de crowfunding para recuperar el Albergue San Francisco de los Campos de Otero, pero solicita más apoyo para ejecutar actuaciones antes del invierno

refugio-sierra-nevada
Albergue de los Campos de Otero | Foto: Sociedad Sierra Nevada
GranadaDigitalGranadaDigital
0

La Sociedad Sierra Nevada ha puesto en marcha una campaña vía crowfunding denominada Salvemos el Albergue de los Campos de Otero, con la que busca fondos para la rehabilitación y puesta en uso público del refugio más antiguo de Sierra Nevada. La sociedad valora y agradece «el gran esfuerzo que han realizado muchas personas» para ser partícipes de su proyecto de recuperación del Albergue San Francisco de los Campos de Otero, pues «han sido muchas y valiosas las aportaciones recibidas a través de la página de crowdfunding», que acaba el próximo jueves 22 de agosto a la 23:59 horas, como indica su presidente, Juan A. Fajardo Ureña, pero pide «un pequeño esfuerzo adicional a instituciones, empresas y entidades de toda índole para que sean partícipes de este esfuerzo» y también «se integren en un cuerpo social que haga brillar de nuevo una instalación pionera destruida, en su mayor parte, por los avatares de la última guerra civil».

«El edificio requiere actuaciones urgentes, que hay que ejecutar antes del invierno y, además, una actualización de sus instalaciones para poder dedicarlo al uso para el que fue concebido: dar cobijo a todas las personas que deseen disfrutar de la montaña, para hacer senderismo, rutas de alta montaña, esquí de montaña o fondo, observación de estrellas, o cualquier otro compatible con su privilegiada ubicación», apunta el presidente de Sociedad Sierra Nevada.

La fórmula que se ha empleado para conseguir el dinero es mediante aportaciones particulares vía crowfunding, «a cambio de las cuales recibirán recompensas que simbolicen su colaboración y den cuenta de que forman parte del proyecto».

El refugio más antiguo de Sierra Nevada

El Albergue San Francisco es el primer edificio estable construido en Sierra Nevada y destinado a su primitivo aprovechamiento para el ocio. Fue refugio de montañeros y estación base de las primeras pistas de esquí y del primer remonte de la Sierra. Se levantó hace poco más de cien años en los denominados Campos de Otero, hacia la cara norte de los Peñones de San Francisco, sobre la cota de los 2.250 metros, en la margen izquierda del valle del río San Juan, término municipal de Güéjar Sierra. Del singular edificio inicial, tras una azarosa historia y un prolongado olvido, hoy solo queda una parte, algo modificada sobre su estado original, mal conservada, pero aún significativa, y de alto valor patrimonial.

Los organizadores de la campaña inciden en que no sólo es uno de los edificios más significativos del patrimonio arquitectónico de Sierra Nevada, sino que es un fiel testigo de la memoria histórica y cultural del macizo. Un verdadero símbolo. Es el germen de todo lo que hoy es Sierra Nevada. Un refugio de montaña que, bien conservado y racionalmente utilizado, puede amparar las actividades y prácticas deportivo-recreativas, sociales, culturales y educativas, acordes con ciertas demandas del ocio y turismo activo actuales.

Además, por su situación y accesibilidad, puede contribuir a focalizar y regular el uso controlado del espacio protegido como lugar de esparcimiento, permitiendo el conocimiento y disfrute responsable de sus valores naturales y culturales. Parece pertinente, la necesidad de dar a conocer, valorar y proteger este singular legado arquitectónico, que representa además, una enorme distinción para el montañismo granadino.

La Sociedad Sierra Nevada se constituyó en 1912. Fue el primer club montañero de Andalucía y segundo de España (primero actualmente en activo), que promueve y sufraga la construcción del Albergue. Las obras se iniciaron en abril de 1913 y se dieron por concluidas en 1915 sin haber completado el proyecto inicial del ingeniero Julio Moreno y del arquitecto Modesto Cendoya.

Con su intento de reivindicar y restaurar “el histórico y olvidado Albergue San Francisco”, pretende “honrar la idea y la memoria de sus promotores” para lo que busca, en primera instancia, que el edificio actual sea rehabilitado según las exigencias y oportunidades de los nuevos tiempos, y acondicionarlo para su uso de refugio de montaña activo.

“Como resultado de estas obras, podremos tener un refugio modesto pero totalmente funcional para 12-14 plazas, lo que podría permitir un uso regular del mismo durante todo el año, no sólo para socios del club, sino para los montañeros en general”, resalta la sociedad.

Las obras afectarían tanto al exterior, fundamentalmente destinados a recuperar la impermeabilización perdida de cubiertas y de fachadas, así como, en su caso, el aspecto estético original del edificio, aumentando su seguridad; como al interior, para reparar los daños sufridos por las humedades y el deterioro de materiales, y acondicionarlo para su uso de refugio de montaña activo. El desglose de los gastos, en euros, es el siguiente:

1.- Reparaciones urgentes cubierta: 8.000
2.- Reparaciones fachadas y carpintería exterior: 15.000
3.- Entorno y acerado, e instalaciones (agua, residuales, fosa séptica, electricidad, energía solar, gas):13.000
4.- Aislamientos y acondicionamiento interior: 28.000
5.- Carpinteria interior y mobiliario: 10.000

La rehabilitación total del albergue suman unos 74.000. El objetivo principal del crowdfunding es cubrir las reparaciones urgentes de la cubierta, y las posteriores actuaciones se llevarán a cabo según se recaude.



Se el primero en comentar

Deja un comentario