El Granada le coge el puntillo a esta Copa (1-3)

Un tanto de Gonalons desequilibró la balanza en el 102’ y Carlos Fernández sentenció a diez del final para meter a los rojiblancos en octavos

EO6g67tWkAUZUpo
Soldado, durante un lance del choque | Foto: Granada CF
AvatarManuel Ruiz Pérez @manuelruizgrx
0

El Granada ya está en octavos de final de la Copa del Rey. Los de Diego Martínez han tenido que esmerarse para doblegar a un buen Badalona que ofreció más resistencia que el Hospitalet y el Tamaraceite.

Un tanto de Köybasi nada más empezar parecía augurar una tarde noche apacible para los rojiblancos, pero nada más lejos de la realidad. Los catalanes empataron poco antes de la hora de partido y hubo que llegar a la prórroga para solventar la tercera eliminatoria copera. Hacía 19 años que el Granada no conseguía superar tres rondas consecutivas del ‘torneo del KO’.

El 0-1, obra de Köybasi, llegó a los dos minutos de encuentro después de un buen centro por la derecha de Foulquier que Soldado prolongó de tacón y el turco remató de volea. El balón tocó en el portero, hizo un extraño al botar y se coló en la portería local. La mala noticia del partido la puso también el bueno de Ismail, que se lesionó y tuvo que ser sustituido por Antonio Puertas pasada la media hora.

La mejor del Badalona en la primera mitad exigió un auténtico paradón de Aarón Escandell en el 22’. Centró Simón desde la derecha y el remate mordido de Hugo Esteban a punto estuvo de sorprender al hoy guardameta nazarí, que se estiró magistralmente para evitar el empate. Poco antes del descanso, Álvaro Vadillo estrelló una falta directa en el travesaño.

El gol del Badalona llegó en el 58’, cuando Robusté remató un córner para igualar la contienda. Contó con algo de fortuna el veterano central, pues su cabezazo rebotó en Carlos Fernández antes de introducirse en el arco de Aarón.

Con igualdad en el electrónico empezó el festival de sustituciones para dar aire a los titulares bajo la intensa lluvia sobre el césped artificial badalonés. Azeez y Machís fueron los elegidos por Diego Martínez para dar descanso a Soldado y Vadillo, respectivamente. Sin embargo, el Granada no fue capaz de hincarle el diente de nuevo a un Badalona que replegaba bien y salía con brío a la contra. Sin más gol antes del 90’, hubo que acudir a los 30’ extra de la prórroga.

La primera clara para sentenciar el choque la tuvo Carlos Fernández, que no supo aprovechar un buen servicio de Machís tras completar una jugada excelsa por banda con caño incluido.

Tuvo que ser Maxime Gonalons, que se estrenaba así como goleador, el que resolviera la papeleta. Apenas diez minutos después de entrar al partido, el mediocentro francés atinó a rematar con maestría un saque de esquina de Álex Martínez para desnivelar el envite y dar tranquilidad a Diego Martínez y los suyos.

Ocho minutos después, Carlos Fernández dio la puntilla con una buena acción individual culminada con un recorte y un zurdazo para sentenciar el choque y meter de lleno al Granada CF en el bombo del sorteo de octavos de final de la Copa del Rey.

Sudó y sufrió el Granada para vencer y pasar de ronda, pero volvió a demostrar que sabe competir en cualquier estadio y bajo todo tipo de circunstancias. Ahora, a esperar rival.

Ficha técnica

CF Badalona: Álex Sánchez, Robert Simón, Robusté, Pelón (Abel Suárez, 71’), Moyano, Valentín, Adri Díaz (Toni Jou, 103’), Marc Carbó, Dani Del Moral (Max Marcet, 57’), Chema Moreno y Hugo Esteban (Cris Montes, 70’).

Granada CF: Aarón, Foulquier, Germán, Martínez, Álex Martínez, Yan Eteki (Gonalons, 93’), Yangel Herrera, Köybasi (Puertas, 37’), Vadillo (Machís, 78’), Carlos Fernández y Soldado (Azeez, 57’).

Goles: 0-1, Köybasi (2’); 1-1, Robusté (58’); 1-2, Gonalons (102’); 1-3, Carlos Fernández (110’).

Árbitro: Jaime Latre (Comité aragonés). Amonestó a Robert, Pelón, Cris Montes, Robusté, Max Marcet y Abel Suárez por el CF Badalona, así como a Carlos Fernández, Vadillo, Yangel Herrera, Puertas y José Antonio Martínez por el Granada CF.

Incidencias: Encuentro correspondiente a los dieciseisavos de final de la Copa del Rey, disputado en el Estadio Municipal de Badalona ante 4.000 espectadores.







Se el primero en comentar

Deja un comentario