Un camión se queda empotrado en la estrecha calle Horno de Abad

La parte superior trasera chocó con dos balcones, uno a cada lado, y para pasar le han tenido que desinflar las ruedas

Empotrado
Como se observa, la parte superior trasera del vehículo topa con una fachada | Foto: Policía Local
Guillermo OrtegaGuillermo Ortega
1

No es infrecuente que un vehículo se quede atascado en alguna de las estrechas calles del Albaicín, pero también las hay bastante angostas en el centro, como ocurre con Horno de Abad. En el tramo que hay justo después de dejar a la derecha la sala de conciertos Planta Baja, las aceras prácticamente desaparecen y un coche de grandes dimensiones no cabe.

Es lo que le ocurrió en torno a las 9,30 de esta mañana a un camión. Al intentar pasar por ese punto, la parte superior trasera tropezó con una fachada y se quedó empotrado. No podía ir ni hacia adelante ni hacia atrás.

La Policía Local procedió inmediatamente a cortar el tráfico por esa calle, para que no se generara un atasco, y a desviarlo por la paralela Calle Tablas. Para sacar el camión de su prisión, la fórmula que se empleó fue la de desinflarle las ruedas, para que así pudiera quedar más bajo.

Una vez solucionado eso, lo que quedaba pendiente es hacer que pase y, cuando haya superado ese tramo, volver a echar aire en las ruedas. La operación se prolongó por espacio de casi una hora.

 



Comentarios

Un comentario en “Un camión se queda empotrado en la estrecha calle Horno de Abad

  1. Pues vaya solución que le dieron, si las ruedas entraban lo que no entraba era la caja

Deja un comentario