Un guardia civil granadino, el ‘ángel verde’ de un bebé que sufrió una parada cardiorrespiratoria en Leganés

Christian Ríos le salvó la vida a Izan el pasado sábado al realizarle una maniobra cardiopulmonar, algo por lo que siente “un orgullo muy grande”

Christian Ríos guardia civil auxilia bebe Izan
El agente de la Guardia Civil Christian Ríos junto al pequeño Izan, al que le salvó la vida | Foto: Remitida
María José RamírezMaría José Ramírez
0

“Siento un orgullo muy grande de haberle dado una segunda oportunidad porque si no, el daño hubiese sido irreversible”. Este es el testimonio de Christian Ríos, un guardia civil de Guadix destinado en Leganés que el pasado sábado le salvó la vida a Izan, un bebé de siete meses, que sufrió una parada cardirorrespiratoria. El pequeño se encontraba en un parque del municipio madrileño con su madre cuando sufrió este percance. Ella, desesperada, pidió auxilio y a unos 200 metros se encontraba su ‘ángel verde’ que acudió a ayudarles.

Christian Ríos vio como el pequeño Izan “no respiraba, no tenía pulso ni sensibilidad”. “Le faltaba oxígeno en la sangre y empezó a ponerse morado”, explica a GranadaDigital. “Le abrí las vías aéreas. Lo coloqué en el suelo y le hice una maniobra cardiopulmonar. En el segundo ciclo de repeticiones, el bebé empezó a llorar”, cuenta. Christian le salvó la vida a Izan, algo que la familia le agradeció tras pasar el mal trago.

Esta no es la primera vez que este agente granadino actúa para salvar a alguien, ya que en 2014 ayudó a rescatar a cinco personas de una embarcación a nado en una cala de Ibiza. Christian se encontraba entonces de vacaciones. “Había temporal, estaba la bandera roja y vi que el socorrista no podía socorrer a todos”, comenta. “Eso no tuvo tanta repercusión como ahora”, cuenta este héroe accitano.





Se el primero en comentar

Deja un comentario