Noviembre deja 228 parados menos en Granada, pero hay 20.946 más que hace un año

El número de personas desempleadas de la provincia se ha situado en 103.561, mientras que en este mismo mes de 2019 eran 82.615

Paro-Oficina-de-empleo-CarlosGil-2
Oficina de empleo de Granada capital | Foto: Archivo
GranadaDigitalGranadaDigital
0

El paro registrado en las oficinas de Empleo de la provincia de Granada se situó en 103.561 personas durante noviembre. Son 228 menos que el mes pasado (-0,22%) , aunque hay 20.946 personas inscritas más que hace un año (82.615), cuando disminuyó el desempleo en 503 personas. Así lo reflejan los datos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones publicados este miércoles.

En el análisis por sectores, el desempleo ha disminuido en agricultura (-1.006), construcción (-179), e industria (-66). Por el contrario, ha subido en servicios (836) y entre las personas sin empleo anterior (187).

En cuanto a la contratación, durante este mes se han realizado en Granada un total de 37.190 contratos, 2.059 menos que en el mismo mes del año 2019 (39.249). Del total de contratos de noviembre, 27.603 han sido temporales, un 74,22%.

En cuanto a los contratos acumulados de 2020 (361.887), 118.801 menos que en el mismo periodo de 2019, cuando había 480.688 se han formalizado sólo 17.588 contratos indefinidos en la provincia de Granada, un 4,86% del total.

El secretario general de UGT Granada, Juan Francisco Martín, Secretario General de UGT Granada, ha asegurado que estos datos “reflejan la necesidad de garantizar la salud en primer lugar, para permitir que la recuperación llegue con la menor incertidumbre posible evitando así los empleos temporales y las condiciones abusivas”. “Si la crisis sanitaria no se controla, la economía continuará viéndose afectada de manera negativa, por lo que se deben poner todos los esfuerzos posibles en que la sanidad sea la prioridad absoluta para que los puestos de trabajo y el tejido empresarial puedan comenzar su recuperación”, ha afirmado.

Para Martín, “se vuelve a evidenciar la necesidad de implementar nuevas medidas en materia de protección social para el conjunto de la ciudadanía pero, muy especialmente, para la clase trabajadora”. “Los ERTE han funcionado y salvaguardado un importante porcentaje de los puestos de trabajo afectados por la crisis en Granada, pero la gravedad de la situación que atravesamos en esta segunda ola hace que, por ellos solos, no sean suficientes para garantizar el nivel adecuado de protección social”.

A su juicio, este panorama supone una inmejorable oportunidad de emprender iniciativas básicas como la derogación de las dos últimas reformas laborales, la reforma del Sistema Público de Prestaciones por Desempleo, la dignificación de las pensiones o el impulso al Ingreso Mínimo Vital y a la Renta Mínima de Inserción Social.

Andalucía gana 20.091 afiliados

En lo respectivo a Andalucía, la Seguridad Social ha cerrado noviembre con un aumento de 20.091 afiliados y sitúa el número total de ocupados en la comunidad en 3.095.658, cifra que supone una subida del 0,65% en comparación con el mes anterior y un descenso del 1,33% en la comparativa interanual al perder 41.662 afiliados.

El aumento de la afiliación a la Seguridad Social es superior al incremento del paro en Andalucía registrado en noviembre, que ha subido en 1.097 desempleados, lo que supone un incremento relativo del 0,11% en comparación con el mes anterior y que el número total de desempleados en la región se sitúe en 966.504, mientras que a nivel nacional el paro ha subido en 25.269 personas, un 0,66% más, para que la cifra total de desempleados sea de 3.851.312.

Andalucía ha representado el 63,5% del incremento de la afiliación mensual a la Seguridad Social en noviembre con 20.091 de los 31.638 nuevos cotizantes, mientras que ha supuesto el 11,73% del descenso de la afiliación interanual con 41.662 de los 354.877 cotizantes que se han perdido en España.

El comportamiento de la afiliación a la Seguridad Social en noviembre en Andalucía se ha caracterizado por una subida en cinco de las ocho provincias mientras que ha descendido en las tres restantes. Una bajada que ha liderado Málaga (-4.911), seguida de Cádiz (-3.894) y Huelva (-1.914).

Jaén ha liderado el incremento de la afiliación a la Seguridad Social en noviembre con 13.108 nuevos integrantes, y también en términos relativos, un 5,72%; seguida de Almería, con 9.812 nuevos cotizantes y una subida relativa del 3,35%; Córdoba con 6.063 nuevos cotizantes, y un crecimiento relativo del 2,07%; Sevilla, con 977 afiliados y una subida relativa del 0,13%; Granada, 850 cotizantes y un 0,26%.

En términos interanuales, seis provincias han visto recortar su cifra de afiliados a la Seguridad Social, con dos excepciones a ese comportamiento generalizado: Jaén y Almería. Jaén ha subido en 6.168 nuevos cotizantes, un 2,61% en términos relativos, mientras que Almería ha subido su afiliación en 920 cotizantes, un 0,30%.

La bajada de la afiliación interanual la ha encabezado Málaga con un retroceso de 24.543 afiliados, un retroceso relativo del 3,92%. Málaga ha supuesto el 58,9% del descenso interanual registrado en Andalucía.

Andalucía cuenta hasta la fecha con 3.095.658 afiliados. Sevilla es la provincia que más ocupados acumula con un total de 747.558, seguida de Málaga (601.539 afiliados); Cádiz (368.754); Granada (329.782); Almería (303.131); Córdoba (298.274); Jaén (242.356); y Huelva (204.263).

Más de 19 millones de cotizantes en España

En España, la Seguridad Social ganó en noviembre una media de 31.638 cotizantes respecto al mes de octubre (+0,2%), lo que situó el número total de ocupados en 19.022.002 cotizantes, según datos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, que ha destacado que ésta es la mayor subida de afiliados medios desde 2006 y el séptimo mes consecutivo en el que aumenta la afiliación media.

En términos desestacionalizados y corregidos de calendario, el sistema sumó 107.505 cotizantes más en noviembre, el doble que en el mes anterior.

Si se atiende el dato de último día de mes (por tanto, no en valores medios), el sistema perdió 11.832 cotizantes entre el 1 y el 30 de noviembre.

El Ministerio ha destacado que se han recuperado ya más de la mitad de los afiliados que se perdieron en los momentos más duros de la pandemia. En concreto, se han recuperado 578.090 afiliados de los casi 950.000 que se perdieron entre el 12 de marzo y finales de abril.

Pese a ello, la Seguridad Social ha perdido 354.877 trabajadores en el último año (-1,8%). El número de trabajadores en ERTE cerró el mes de noviembre en 746.900 personas, 18.487 trabajadores más en ERTE que en el mes de octubre y 40.650 más desde el final de septiembre.

“Esta cifra muestra una estabilización respecto a los datos de los meses anteriores, a pesar del incremento de las restricciones administrativas en buena parte de España por la segunda ola de la pandemia y ha sido compatible con el aumento de afiliación a la Seguridad Social en los últimos meses”, ha destacado Seguridad Social, que ha añadido que esta cifra supone una reducción del 80% respecto al nivel máximo de personas protegidas por ERTE en el mes de abril.







Se el primero en comentar

Deja un comentario