Jueves, 15 de Noviembre de 2018

            

El Ayuntamiento de Armilla rechaza las acusaciones vertidas por CCOO

Afirma que ha sido la empresa Inprex, especializada en riesgos laborales, la que ha está llevando a cabo la realización de un estudio específico sobre riesgos psicosociales en el Consistorio

Fachada del Ayuntamiento de Armilla | Gabinete


image_print

El Ayuntamiento de Armilla  ha enviado un comunicado en el que desmiente las afirmaciones de CCOO. “Es totalmente falso que se haya presionado o coaccionado a los trabajadores y trabajadoras municipales para que cumplimenten dicho cuestionario en un sentido determinado, respetando en todo momento la confidencialidad y anonimato, por lo que rechaza expresamente las acusaciones vertidas en el citado comunicado”.

El concejal de Personal del Ayuntamiento de Armilla, Sergio Baena, explica que mantuvo una reunión en el seno del Comité de Seguridad y Salud con los representantes sindicales del Ayuntamiento de Armilla, CCOO y UGT, en la que se acordó la elaboración de un informe que valorase los riesgos psicosociales de determinadas áreas municipales: Oficina de Atención al Ciudadano (OAC), Policía Local, Servicios Sociales y Mantenimiento. Por esta razón, el consistorio encargó a la empresa especializada en prevención de riesgos laborales, Inprex, la realización de un estudio específico sobre Riesgos Psicosociales en el consistorio y elaborar el correspondiente Plan”.

Sergio Baena afirma que ha sido Inprex, “tras diseñar la metodología a implementar (F-Psico 3,1, según INSHT), la responsable de preparar los cuestionarios que ha entregado al personal de estas áreas municipales reuniéndose con ellos y con los representantes sindicales del Comité de Seguridad y Salud “sin que en ningún momento manifestaran oposición alguna a la actuación propuesta”.

El Ayuntamiento, afirma Sergio Baena, ha sido diligente en el cumplimiento de los compromisos adquiridos con los sindicatos y, de conformidad con la normativa vigente, encomendando a su empresa especializada la elaboración de los estudios pertinentes; estando pendiente los resultados definitivos.

Ante la realidad de los hechos resulta paradójico este comunicado de CCOO, máxime cuando en una reciente reunión del Comité de Seguridad y Salud (julio 2018) uno de sus delegados sindicales solicitó que constara en la correspondiente acta “el buen proceder de los representantes del Equipo de Gobierno, agradeciendo las medidas tomadas”.

Debe de ponerse de manifiesto, “que el cuestionario responde al establecido al efecto por el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo. Lo único que resulta evidente es que ha sido CCOO el único interesado en impedir, retrasar y dilatar la elaboración por el Ayuntamiento de la evaluación de los riesgos psicosociales.

Inprex en la primera semana de octubre se reunió con trabajadores y trabajadoras de cada área municipal afectada entregando y explicando dichos cuestionarios al personal de referencia. Dos semanas después (tiempo suficiente para que el personal lo estudiara y contestara con detenimiento) los ha recogido. A la mayor brevedad emitirá su valoración y propuesta de adopción de medidas (en aquellos casos en que sea necesario adoptar). Seguidamente se elaborará el Plan de Prevención.

“Es decir, antes de que termine este año en el Ayuntamiento de Armilla se aplicará un Plan de Prevención de Riesgos Psicosociales, totalmente consensuado con los delegados de Prevención de Riesgos Laborales del Ayuntamiento y con el resto de integrantes del Comité de Seguridad y Salud”, culmina el comunicado.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.