El plan anti-pintadas de Granada dará prioridad a los miradores del barrio del Albaicín

Un total de 130 muros y edificios públicos de la ciudad serán limpiados de pintadas dentro del Plan Global de Acción de Limpieza Urbana

limpieza pintadas3
Operarios del plan anti-pintadas activado en Granada | Foto: Gabinete
Europa Press
0

El Ayuntamiento de Granada ha puesto en marcha, dentro del Plan de Acción Global de Limpieza Urbana de la ciudad, el Plan Anti-pintadas; una brigada de limpieza específica para adecentar los muros y fachadas de los edificios y espacios públicos que dará prioridad en primer lugar a la conservación de los miradores del barrio del Albaicín, declarado por la Unesco Patrimonio de la Humanidad.

La alcaldesa de Granada, Marifrán Carazo, se ha desplazado este martes hasta el Mirador de San Miguel para supervisar la labores de esta brigada especial y ha incidido en la "importancia" de acabar con las pintadas en todos los paramentos públicos de la ciudad -ámbito donde la ordenanza municipal permite la actuación- aunque ha considerado "especialmente sangrante" este acto vandálico cuando se atenta contra la conservación del patrimonio "en un barrio emblemático y turístico de la ciudad".

Concretamente, en el Albaicín se van a eliminar las pintadas de los miradores de San Miguel, Cruz de la Rauda y las escaleras de acceso al mirador de San Cristóbal, al tiempo que se limpiará a fondo la zona y se quitará cualquier grafiti que pudiera haber en el mobiliario urbano, tales como en papeleras, bancos o farolas.

En otros espacios emblemáticos del Albaicín -como la placeta de Carvajales, la placeta de Liñán en la cuesta Alhacaba y la plaza del Huerto del Carlos- se eliminarán con equipos hidro limpiadores, ya que sus muros son de ladrillo visto y requieren otro tipo de tratamiento que no implica dar una nueva mano de pintura sino que se limpiarán con decapante y con agua a presión, a lo que se dedicará un operario más de Inagra de los servicios ordinarios.

El Plan Anti-pintadas está siendo llevado a cabo desde principios del mes de julio por un total dos operarios de Inagra que se están dedicando en exclusiva a reparar con pintura los muros de la ciudad y rotarán por todos los barrios durante los meses de julio y agosto.

Para la ejecución de este Plan Anti-pintadas se ha llevado a cabo un inventario por parte de los inspectores municipales de limpieza y los técnicos de Inagra determinando un total de 130 puntos que van a ser adecentados por este dispositivo.

Carazo ha detallado que hasta la fecha se han pintado los muros de zonas como la de Zarabanda en el distrito de la Chana, los muros de la Plaza de Brígido López en el barrio de Campo Verde, zona Norte, y los de instalaciones deportivas en Zaidín-Vergeles.

La puesta en marcha del Plan Anti-pintadas se enmarca dentro de las actuaciones contempladas en el Plan Global de Acción de Limpieza, que ya presentó a principios de julio la alcaldesa de Granada, Marifrán Carazo, con la intención de mejorar el nivel de limpieza de la ciudad, al ser una de las prioridades del equipo de gobierno municipal.

Por último, la alcaldesa ha pedido la colaboración ciudadana para mantener la ciudad limpia y cuidada al mismo tiempo que ha anunciado la coordinación con la Policía Local, que va a actuar especialmente en aquellos espacios que ya han sido limpiados con el fin de evitar futuros actos vandálicos.







Se el primero en comentar

Deja un comentario