Juzgan este miércoles a un hombre acusado de prender fuego a la casa de su expareja en Las Gabias

Está en prisión provisional por estos hechos desde el 9 de noviembre de 2018 y la Fiscalía pide para él un total de 17 años de cárcel

Real Chancillería de Granada
Real Chancillería de Granada | Foto: Archivo EP
Europa PressEuropa Press
0

La Audiencia de Granada acoge este miércoles el juicio contra un hombre acusado de romper una orden de alejamiento y prender fuego a la vivienda de su expareja, la cual no se encontraba en ese momento en el domicilio, situado en Las Gabias (Granada), desde donde el fuego se extendió obligando al desalojo de todos los vecinos del bloque.

El hombre está en prisión provisional por estos hechos desde el 9 de noviembre de 2018 y la Fiscalía pide para él un total de 17 años de cárcel por presuntos delitos de quebrantamiento de medida cautelar y de allanamiento de morada en concurso con otro delito de incendio con peligro para las personas.

Según consta en el escrito de acusación provisional, al que ha tenido acceso Europa Press, el acusado, Guillermo O.C. acudió, sobre las 20,30 horas del 6 de noviembre de 2018, al bloque de pisos de Las Gabias (Granada) donde vivía en régimen de alquiler su expareja, con la que tiene un hijo en común, y, tras forzar la cerradura de la puerta de entrada, accedió a su dormitorio.

Allí inició tres focos de fuego al prender dos colchones y el armario donde guardaba la ropa. Todos ellos, elementos fácilmente inflamables.

Esto provocó que las llamas se extendieran rápidamente por el resto de las habitaciones de la casa llegando a calcinar buena parte de elementos estructurales y de adorno, como techos, suelos, puertas, ventanas y mobiliario doméstico de las distintas estancias.

Una vez que el fuego fue avanzando en vigor sobrepasó los límites físicos del piso y se extendió hacia zonas comunes del bloque, como pasillos interiores y la fachada de exterior del inmueble por donde también avanzó el humo.

Afortunadamente no resultó herida ninguna de las 15 personas que en ese momento se encontraba en el edificio gracias a la rápida intervención de los servicios de extinción de incendios, que sofocaron las llamas, y de la Guardia Civil, que desalojó la finca tras desplazarse al lugar por la llamada de varios vecinos y ver el humo.

Tras lo ocurrido, la mujer tuvo que irse a vivir a otro domicilio dados los desperfectos ocasionados por el acusado en la vivienda, cuyo arreglo costó 30.499 euros que una aseguradora pagó al dueño del inmueble.

Además de la pena de cárcel, la Fiscalía solicita que le sea impuesta la prohibición de comunicarse y aproximarse a menos de 500 metros a la víctima o a su lugar de trabajo o domicilio por 17 años. El juicio se celebrará en la Sección Segunda de la Audiencia de Granada.





Se el primero en comentar

Deja un comentario