Nyom: "Jugarte la salvación en Los Cármenes es una ventaja muy grande"

El que fuera lateral del Granada piensa que el conjunto rojiblanco "va a ganar" y recuerda cómo vivió cuatro permanencias con la elástica nazarí

Granada CF Almería Nyom
Allan Nyom, durante un partido de la temporada 2013/2014 con el Granada | Foto: Archivo GD
Chema Ruiz España
0

El último día que Allan Nyom (Neuilly-sur-Seine, 1988) vistió la camiseta del Granada, el conjunto rojiblanco se hallaba en una situación similar a la actual. Se enfrentaba al Atlético y, sin más jornadas por jugar, la permanencia en Primera división dependía de lo que sucediera en aquel duelo. Fue, de las cuatro salvaciones en las que ha participado el franco-camerunés, la que más tensión le generó. "Me asusté un poquito", recuerda al otro lado del teléfono el actual lateral del Leganés. "Necesitábamos el empate y lo conseguimos, pero era un equipo top, de la parte de arriba de LaLiga", matiza. Aquel curso se resolvió en el mismo escenario que este domingo acoge el definitivo encuentro entre el combinado granadinista y el Espanyol, y el que fuera dueño de la banda derecha del estadio del Zaidín lo tiene claro: "Jugárselo en Los Cármenes ayuda muchísimo, es una ventaja muy grande", sostiene.

"Veo bien al Granada", manifiesta sin vacilar un instante. "Con el nuevo entrenador, la verdad es que está compitiendo bien. Defensivamente, está fuerte, que es importante en esta categoría", analiza desde la distancia el lateral diestro, que considera al conjunto rojiblanco "un equipo sólido, fuerte, que no encaja muchos goles". Como sucede a casi todo el mundo, no le resulta fácil explicar cómo la plantilla, con pocos cambios, ha pasado de dar guerra por Europa a jugárselo todo en la última jornada de Liga. "Igual, fue el cambio de entrenador, porque con él tenían unas costumbres. Cuando cambias de técnico, todo varía y los resultados han ido a peor", sugiere. Lo que sí afirma con nitidez es que el factor campo -rozará el lleno absoluto- tendrá peso. "Los Cármenes es un estadio muy complicado para el equipo adversario", advierte.

En este sentido, señala que el aliento de la afición se siente desde el terreno de juego. "El público seguro que les va a llevar a darlo todo en el campo. Les animarán hasta el último minuto y eso hace que hagas las cosas bien, que salgas a ganar", afirma. Una influencia de la que el equipo visitante no escapa. "El rival se dará cuenta de que es una olla a presión, le costará mucho hacer su fútbol y estar bien", sostiene, y con seguridad porque él sabe lo que es jugar allí en situaciones como la del próximo domingo.

"La verdad es que pasaba muchos nervios. Es que no es fácil durante toda la semana. Pero luego, cuando llegaba el encuentro, estaba más tranquilo, porque veía a la gente que nos animaba y sabía que nos íbamos a salvar", relata Nyom sobre los días previos a la cita. "Aunque no quieras, piensas en ese partido, porque determina toda la temporada y la siguiente", justifica. A su juicio, estos duelos, en los que se decide la permanencia de un equipo en Primera división o su descenso, son "muy especiales, porque es todo o nada". "Si ganas, cumples el objetivo; si pierdes, igual no. Te juegas mucho, pero creo que si llenas la mente de cosas positivas lo puedes gestionar mejor", indica.

Cómo afrontarlo

De hecho, ese es el pilar sobre el que construye la que es, a su modo de ver, la mejor forma de afrontar estas situaciones. "Hay que tener pensamiento positivo. Es lo más importante", aconseja. Al margen, juega el cuerpo técnico. "Nos intentaban transmitir seguridad, que estuviéramos tranquilos. Así, las cosas suelen salir bien", apunta el zaguero del Leganés, que no esconde que, mientras el balón está en movimiento, a los futbolistas les llegan los resultados de sus rivales directos en la clasificación. "Obviamente, cuando estás en el campo, en lo que piensas es ganar, en hacer tu trabajo. Son más los que están en el banquillo, que te van avisando, te van diciendo cómo van. Pero nuestro pensamiento, el de los jugadores, es ganar nuestro partido, hacer nuestro trabajo. Luego, veremos qué pasa en otros estadios", defiende.

Eso es lo que espera del encuentro del próximo domingo, para el que, con optimismo, augura que los demás duelos no serán relevantes finalmente. "Creo que el Granada va a ganar. Resultado no puedo dar porque no soy bueno en esto -ríe-, pero creo que va a ganar, por intensidad, por lo que se juega", sostiene con determinación. Aun desde Leganés, donde espera volver a mirar hacia arriba la próxima campaña tras un ejercicio aciago, piensa que los rojiblancos "se van a salvar".







Se el primero en comentar

Deja un comentario