La Catedral acoge el primer funeral por las víctimas del Covid-19

En la tarde de este lunes se ha celebrado el primero de los dos sepelios previstos por la Diócesis para acompañar a las familias en su duelo

funeral covid-19
La Catedral, durante el funeral de este lunes | Gabinete
GabineteGabinete
0
Celebrado el primero de los dos funerales en la Catedral de Granada por las víctimas del coronavirus, con la asistencia de autoridades. Nuestro arzobispo ha recordado que los fallecidos han sido abrazados por la misericordia de Dios y gozan ya de la gloria eterna, al mismo tiempo que señala que sus familias necesitan nuestra ayuda para afrontar este duelo.

La Catedral de Granada ha acogido en la tarde del lunes 29 de junio el primero de los dos funerales previstos en la Diócesis, para rezar por el descanso eterno de las víctimas fallecidas del coronavirus y por sus familias, que en muchos casos no han afrontado el duelo, especialmente doloroso porque en la pérdida de sus seres queridos no han podido despedirse de ellos o de ofrecer funerales.

Todos ellos han estado muy presentes en la celebración litúrgica, a la que también se han unido autoridades autonómicas, provinciales y locales, como el presidente de la Diputación, José Entrena, y el alcalde de la ciudad, Luis Salvador. La Santa Misa, en la que estaban invitados especialmente los profesionales sanitarios que atendían a los enfermos, ha estado concelebrada por un grupo de sacerdotes diocesanos, entre ellos los capellanes hospitalarios y los agustinos recoletos, éstos últimos dedicados en la pandemia a ofrecer responsos en el cementerio.

AYUDAR EN EL DUELO
Además de las víctimas mortales y sus familias, también han estado presentes en las oraciones elevadas a Dios los contagiados por el virus, los ancianos, las personas con más riesgo o quienes sufren las consecuencias de esta pandemia a nivel social y económico, como aquellos que se han quedado sin trabajo. Y de forma especial, ha sido la súplica por los fallecidos y sus familias, de quienes nuestro arzobispo D. Javier Martínez ha recordado que “necesitan de nuestra ayuda para hacer ese duelo”.

Mons. Martínez ha transmitido la esperanza cristiana para quienes ya gozan de la gloria eterna, porque la misericordia de Dios es infinita y a todos acoge el Señor con los brazos abiertos en el Cielo. Asimismo, D. Javier ha expresado su preocupación por las familias que llevan consigo la herida abierta del fallecimiento del ser querido. “Todos somos parte de la misma humanidad. Todos somos compañeros de camino en este tramo de la historia”, ha señalado nuestro arzobispo, para indicar los lazos que nos unen como personas, y especialmente en la condición de cristianos por la comunión de los santos. Precisamente, sobre esa comunión de los santos, de quienes ya no están con nosotros y nos preceden en el Reino de los Cielos, nuestro arzobispo subrayaba que “la muerte no rompe la unión de unos con otros”.

En la misa funeral se ha orado por nuestros fallecidos granadinos de la provincia y también por aquellos de otras partes de España y del mundo, aún más golpeados. Nuestra diócesis, que ofreció en el momento de más recrudecimiento durante la pandemia el Seminario Mayor San Cecilio para acoger a los enfermos en caso de ser necesario, también ha sido testigo de pequeños gestos de humanidad, que han aflorado en las circunstancias más difíciles. En este sentido, D. Javier Martínez ha recordado que todo, hasta el gesto más pequeño o para nosotros más insignificante, no queda sin recompensa del Señor.

Esta realidad del coronavirus, que hace seis meses nadie pudo imaginar, ha llevado a ese florecimiento de nuestra humanidad en gestos, haciendo que el pueblo sea “el gran héroe de la pandemia”, por ejemplo en el seno de las propias familias, en las personas que se han ofrecido a ayudar y en las personas que, desde los hospitales y otras profesiones, han entregado su esfuerzo y dedicación para hacer frente a esta crisis sanitaria.

FUNERALES
El primero de los funerales se ha celebrado coincidiendo con la Solemnidad de San Pedro y San Pablo, santos apóstoles. El segundo funeral tendrá lugar mañana martes, 30 de junio, a las 19 horas, también en la Catedral. En la celebración del martes están invitados especialmente a participar los trabajadores de residencias de ancianos y Cáritas Diocesana. Y del mismo modo que en la celebrada el lunes, también pueden asistir los familiares y fieles que lo deseen.

Tanto en el funeral celebrado hoy lunes como en el del martes, las parroquias de la provincia, cuyos fieles no pueden acudir a Granada, participan en comunión con la Santa Misa catedralicia, ya que a la misma hora y con la misma intención se celebran eucaristías en sus parroquias locales. Una Eucaristía que también puede seguirse por internet a través del canal de televisión diocesano Virgen de las Angustias TV (vatelevision.com).







Se el primero en comentar

Deja un comentario