La Alhambra restaura la policromía del alfarje del Peinador de la Reina

La intervención permitirá la reintegración volumétrica y cromática de la pieza de madera que forma parte de la adaptación arquitectónica realizada en 1537

Restauración alfarje Peinador de la Reina_02
La restauración permitirá consolidar la policromía de esta pieza de madera que forma parte de la adaptación arquitectónica | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

El Patronato de la Alhambra y Generalife ha comenzado los trabajos de restauración del alfarje del Peinador de la Reina, una actuación que cuenta con un presupuesto de 12.800 euros y “permitirá consolidar la policromía de esta pieza de madera que forma parte de la adaptación arquitectónica realizada en 1537 en este espacio”. Así lo ha destacado la directora del Patronato de la Alhambra y Generalife, Rocío Díaz. 

Díaz también ha explicado que la policromía de esta pieza, que originalmente data del siglo XVI, presenta en la actualidad pérdidas y una erosión generalizada por movimientos del soporte y exudaciones de resina procedentes de la madera, “de ahí que los trabajos se centran en la limpieza mecánico-química de la superficie, la fijación de capa pictórica y la reintegración volumétrica y cromática”.  

El alfarje está construido con madera de pino policromado al temple graso y al huevo sobre aparejo de yeso y cola, y dorado al agua sobre bol rojo, y se encuentra ubicado en la torre edificada entre 1309-1314, adaptada después por Yusuf I (1333-1354) y conocida posteriormente como el Peinador de la Reina. 

Con vistas sobre el valle del Darro y el Albaicín, en la zona norte de la Alhambra, el Peinador de la Reina es una estructura en la que se pueden apreciar claramente dos periodos y culturas diferentes: la islámica medieval y la cristiana renacentista.







Se el primero en comentar

Deja un comentario