Martes, 23 Mayo, 2017

Publicidad

Trabajadores de Dhul reclaman que el ERE planteado afecte al menor número posible de empleados

De momento a 76 personas cuya indemnización prevista es "la mínima exigida" por la legalidad vigente

Agencia


image_print

Trabajadores de la planta granadina de Dhul afirman que el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) presentado por la nueva dueña de la unidad productiva, Andros Granada S.L., afecta a 76 personas cuya indemnización prevista es “la mínima exigida” por la legalidad vigente, por lo que reclaman que en las negociaciones se mejoren estas condiciones y se reduzca al máximo el número de afectados.

Concretamente, se les abonarían 20 días por año trabajo y un máximo de 12 mensualidades, según han explicado los trabajadores, que consideran que estas condiciones pueden ser mejoradas al entender que la actual propietaria de la unidad productiva, Andros, se encuentra en unas condiciones económicas que justifican que así sea.

De hecho, censuran que el ERE esté justificado en dificultades económicas y explican que para ello se incluye “un detallado informe técnico con datos económicos relativos a la concursada Grupo Dhul” y no a la actual propietaria de la unidad productiva, Andros Granada S.L., “sociedad de reciente constitución y cuya matriz” entienden que debe ser Andros et Cie, a la que el Juzgado adjudicó “realmente” esta unidad.

Entre los trabajadores existe un sector crítico con el modo en que CCOO, que ostenta la presidencia del comité de empresa, está gestionando el asunto y dicen temer que la negociación del ERE se convierta en “una burda representación para finalmente acatar las condiciones impuestas por Andros”.

Por ello, reclaman que se “luche” para que los afectados por este ERE sea el mínimo posible y que sean despedidos en condiciones “dignas” acordes con la situación económica de la nueva propietaria. En esta línea, solicitan que la mesa negociadora no firme ningún acuerdo con la empresa sin contar previamente con la aprobación de los trabajadores afectados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *