Jueves, 20 Julio, 2017

            

“Me gustaría que Wert saliese a la calle y viese la situación”

Varios estudiantes universitarios de Granada opinan sobre la huelga y realizan una valoración sobre la trayectoria del titular de Educación al frente de su cartera

Manuel Herrera @manuelherrerapr


image_print

Cuando empecé la carrera, mi matrícula costaba 1.000 euros. Ahora, 1.600. Este año estoy en Granada gracias al programa  Sicue, pero no he recibido la aportación de la beca Séneca porque se ha eliminado esta dotación. Apoyo la huelga de forma incondicional”. Pablo Villalba estudia cuarto de Medicina en la UGR, aunque se encuentra matriculado en la Universidad de Valencia: “Voy a estar en las movilizaciones”, asegura.

Como él, Elena Vázquez, estudiante de Psicología, apoya la huelga y destaca que “muchos profesores de la facultad también la van a secundar”. La joven alumna no comparte los postulados de la nueva Ley Wert, ni tampoco la reducción de la cuantía de muchas becas. Incluso, invita a su responsable a comprobar con sus propios ojos la realidad actual de la Educación en España: “Me gustaría que saliese a la calle y viese cuál es la situación”.

Por su parte, Paula Martín, estudiante del Grado en Ingeniería de Edificación en la UGR prefiere no opinar sobre la LOMCE, dado su desconocimiento sobre la materia, pero sí valora, y de forma negativa, la incidencia de las nuevas políticas de austeridad en la parcela educativa: “Me parece que afecta prácticamente a todo el mundo. Con esto, se están creando élites“. Pese a ello, no se ausentará de las aulas este jueves: “Me vería perjudicada si lo hiciera, porque muchos de mis compañeros acudirían a la Universidad y se impartiría la clase con normalidad”.

En su caso, Belén Gallego, alumna de cuarto curso de Terapia Ocupacional, no le ve una aplicación práctica a las movilizaciones planteadas: “No me voy a echar a la calle porque no va a servir. Al día siguiente, volvemos a clase y todo sigue igual“, reflexiona la estudiante de la UGR. Y añade: “Una solución puede ser no votarles en las próximas elecciones”.

Francisco Javier Gómez, estudiante de Filosofía, tampoco ve clara la utilidad de la huelga: “Las manifestaciones se han normalizado tanto que ya no tienen ningún tipo de repercusión real. No están aportando nada al cambio”, apunta el joven alumno de la Universidad de Granada, que, eso sí, no se muestra partidario de muchas de las medidas que plantea la nueva ley: “Los mejores irán siempre a las mejores universidades y se crearán élites. A mí parecer es horrible”.

Por último, Jaime López, estudiante de último curso de Derecho, da una opinión muy particular de la polémica suscitada: “Si estuviera en contra de la ley, que no sé si lo estoy, plantearía una huelga indefinida para todos los estamentos de este país”. Y apostilla: “Se da mucha información sobre este tema, pero con poco valor. Está politizada y sesgada. Cuando he intentado informarme de verdad no lo he conseguido”.

En definitiva, diversidad de opiniones en cuanto a la forma, pero mayoría de acuerdo en el fondo. Para comprobar cuantos de los universitarios de Granada dan su apoyo a la huelga convocada, habrá que esperar a este jueves.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *