Miércoles, 29 Marzo, 2017

Poetas granadinos se reúnen para compartir la influencia de Lorca en sus obras

En la casa natal de Federico, los autores han leído un poema propio y han planteado la reacción que provoca en sus diferentes formas de crear la inmensa obra del poeta de Fuente Vaqueros

Poetas leyendo sus obras con influencias lorquianas


image_print

La casa natal de Federico García Lorca en Fuente Vaqueros ha acogido la primera de las dos lecturas-coloquio en las que han participado ocho poetas granadinos -de nacimiento o “de adopción”-, que han reflexionado en torno a la influencia del poeta en sus obras, durante una velada organizada por el Patronato García Lorca de la Diputación Provincial de Granada.

Carmelo Sánchez Muros, Ángeles Mora, Álvaro Salvador, Mónica Francés, Antonio Enrique, Carmen Ocaña, Chema Cotarelo y Francisco Vaquero, han sido los invitados a esta lectura que se ha desarrollado en el antiguo granero de la casa de Lorca, donde se encuentra ubicada la exposición de Doña Rosita.

En esta primera lectura -el próximo viernes habrá una segunda lectura- se ha invitado como “maestro de ceremonias” y conductor del coloquio a Carmelo Sánchez Muros, que ha sido el responsable de guiar la velada.

Cada uno de los autores ha tenido ocasión de leer un poema propio, con lo que se ha conseguido establecer un diálogo intergeneracional, a través del que se ha planteado, de forma concisa, la influencia que ha ejercido la obra de Federico García Lorca en ellos.

Tras la lectura, los invitados han trasladado al público asistente, en un espacio íntimo y cercano, lo que ha supuesto, o supone, en su formación y en su trayectoria la voz de Lorca, siempre omnipresente; la reacción que provoca en sus diferentes formas de crear: búsqueda, alejamiento, huida…

Todos, desde los más experimentados a los más jóvenes, han coincidido en la admiración a la figura de Lorca, a la que han comparado con “la luz de Granada, que aunque no escribas sobre ella o de ella, lo cubre todo”. O como lo ha definido Antonio Enrique “creador de un código mágico que nace con él y muere con él, con cuño único”. Unos, al principio, fascinados por su personalidad llegaron a su obra más madura; otros como Mónica Francés, atraídos por su vertiente más onírica, más vanguardista, por su capacidad para fusionar los límites entre lo real y el sueño.

Estas lecturas-coloquio son actividades paralelas a la exposición “30 poetas ante el espejo Lorquiano”, colección de retratos realizados por la grabadora María Angustias Mellado, que está instalada en el Centro de Estudios Lorquianos de Fuente Vaqueros hasta el 8 de enero.

La segunda jornada de lecturas tendrá lugar el viernes 18 en el mismo lugar, y está previsto que participen los poetas Juan Carlos Friebe, Rafael Guillén, Antonio Carvajal, Juan de Loxa, Fernando Soriano, y Antonio César Morón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *