Martes, 28 Marzo, 2017

Pinos Puente controlará el uso indebido de patinetes eléctricos en la localidad

La Policía Local del municipio informa de que se atenderá a la normativa vigente respecto al uso de dichos vehículos

Imagen de tres monopatines eléctricos | Autor: youtube
Gabinete


image_print

Ante el uso, cada vez más frecuente y habitual, de patinetes eléctricos por las vías públicas de Pinos Puente, la Policía Local informa de que se atenderá a la normativa vigente respecto al uso de dichos vehículos para evitar tanto el riesgo para la integridad física de los conductores como la seguridad de los viandantes.

Hay que tener en cuenta que los patinetes eléctricos son vehículos destinados a utilizarse en aceras. Por tanto, según la normativa ni son vehículos ni juguetes, a efectos de tráfico quedarían configurados como peatones al igual que se denomina peatones a quienes empujan o arrastran un coche de niño o de impedido o cualquier otro vehículo sin motor de pequeñas dimensiones, los que conducen a pie un ciclo o ciclomotor de dos ruedas, y los impedidos que circulan al paso en una silla de ruedas, con o sin motor.

En este sentido los peatones están obligados a transitar por la zona peatonal, salvo cuando ésta no exista o no sea practicable. Los que utilicen monopatines, patines o aparatos similares no podrán circular por la calzada, salvo que se trate de zonas, vías o partes de éstas que les estén especialmente destinadas, y sólo podrán circular a paso de persona por las aceras o por las calles residenciales debidamente señalizadas con la señal, sin que en ningún caso se permita que sean arrastrados por otros vehículos.

De este modo, se prohíbe de forma taxativa que monopatines o aparatos similares puedan circular por la calzada, de tal manera que el espacio a compartir no lo hace con los vehículos a motor sino con los peatones y sin superar la velocidad del paso humano, 6 km/h. En caso contrario la policía local procederá a la inmovilización y retirada del vehículo cuando sean usados por menores de 16 años en calzadas donde su uso pueda poner en peligro la integridad física del menor o la seguridad vial. Se procederá a retirarlo, localizar a los padres y entregárselo sin costas. En caso de los mayores de 16 años se procederá a la inmovilización: devolviéndose cuando desaparezcan las causas que la han motivado. Si transita por las aceras o zonas peatones a velocidad superior al paso humano (6 km/h), también serán denunciados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *