Martes, 12 Diciembre, 2017

            

Lombán asume el brazalete de capitán

El defensa central ha aceptado el reto de ser el capitán del barco. Además, está en su mejor momento desde que llegó al Granada, siendo un jugador fundamental para Alcaraz

Lombán celebra su gol ante el Sevilla | Foto: Antonio L. Juárez
Daniel Sánchez-Garrido | @Danisgr


image_print

David Lombán sonríe en Granada. El defensor asturiano comenzó la temporada con muy malas sensaciones. Durante el verano, habían saltado a los medios rumores de que Jémez no le quería, que no era de su gusto. Sin embargo, la falta de fichajes hizo que el técnico canario le utilizara como titular en los dos primeros partidos.

El resultado fue desolador. El futbolista de 29 años no estaba cómodo con el sistema de Jémez, al igual que todo el equipo, lo que se traducía en un sufrimiento continuo para la línea defensiva. Lombán se mostraba inseguro y falto de confianza. Esto se evidenció en el partido ante Las Palmas, en la segunda jornada. El Granada fue aplastado y recibió una severa goleada (1-5). Muchos fueron señalados, entre ellos, Lombán.

Entre una lesión y la inexistente creencia en él, el exjugador de Barcelona y Elche, entre otros, no volvió a jugar a las órdenes de Paco. Iba a ser la llegada de Lucas Alcaraz lo que sacara el mejor rendimiento de Lombán desde que está en el Granada CF.

Lucas Alcaraz no lo dudó ni un ápice. Necesitaba un jefe para su defensa y su elegido era Lombán. En el primer partido con el granadino como entrenador, ante el Atlético de Madrid, Lombán volvió al once titular, del que nunca se ha movido hasta ahora. Lo ha jugado todo, la Copa del Rey incluida. Once partidos completos.

En aquel partido en el Vicente Calderón, el resultado no fue el idóneo. El conjunto de Simeone le endosó un 7-1 que ponía muy entredicho a la defensa. Sin embargo, a partir de ahí, todo fue a mejor. Lombán se ha convertido en el capitán del equipo por galones, capacidad de mando y experiencia. Y es que no es fácil convertirse en el capitán de un equipo plagado de jóvenes, de diferentes nacionalidades, cada uno con su forma de pensar y ver las cosas sobre el terreno de juego.

Además, el asturiano también está aportando al equipo con goles. Ha anotado dos, muy importantes ambos. El primero fue ante el Deportivo, que significó el empate a uno. El segundo, ante el Sevilla, que finalmente fue clave para conseguir la primera victoria liguera.

De esta forma, ante la habitual condición de suplente del primer capitán, Javi Márquez, el de Avilés, que es el segundo capitán del equipo, ha asumido el brazalete de capitán con todas sus consecuencias, convirtiéndose en un jugador fundamental para Alcaraz tanto por juego como por su papel para los demás compañeros de la plantilla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *