Sábado, 27 Mayo, 2017

La Guardia Civil detiene a tres hombres acusados de robar máquinas recreativas en varios bares

Los primeros robos tuvieron lugar el 27 de febrero, cuando los detenidos presuntamente asaltaron dos bares en Peligros y uno en Puerto Lope

Agencia


image_print

La Guardia Civil ha detenido a los tres presuntos integrantes de una banda especializada en el robo de máquinas recreativas en establecimientos de hostelería. Los detenidos, tres hombres de entre 24 y 44 año, son presuntamente responsables de al menos siete delitos de robo con fuerza en las cosas en bares de Motril, Peligros, Puerto Lope, Cúllar Vega, Santa Fe y Fuente Vaqueros.

Según informa la Benemérita en un comunicado, los detenidos utilizaban un furgón de gran tamaño para trasladar las máquinas sustraídas hasta un lugar seguro, normalmente un camino en las afueras de la localidad en la que presuntamente habían perpetrado el robo, y allí las forzaban y sustraían la recaudación.

De hecho, una de las características de estos presuntos ladrones, según añade la Guardia Civil, era que “despreciaban tanto las bebidas como cualquier otra cosa que no fuese estas máquinas o la caja registradora del establecimiento”, salvo en el último robo, el que llevaron a cabo en un bar de Motril, en el que, además de las máquinas y la caja, se apoderaron de dos televisores.

Los primeros robos tuvieron lugar el 27 de febrero, cuando los detenidos presuntamente asaltaron dos bares en Peligros y uno en Puerto Lope. Después se sucederían otros robos en Cúllar Vega, el día 3 de marzo; en Santa Fe, el día 5; en Fuente Vaqueros el día 8 y en Motril, el último, durante la madrugada del pasado día 19.

El equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Santa Fe ha sido el que se ha encargado de la investigación y de llevar a cabo las tres detenciones. Los agentes sólo contaban con una pequeña pista, ya que un testigo dijo haber visto un furgón con matrícula de Málaga en las inmediaciones de uno de los bares asaltados y, tras muchas pesquisas, consiguieron identificar el vehículo.

Esta furgoneta finalmente fue localizada en Motril justo después de que los ahora detenidos supuestamente hubieran asaltado un bar en esa localidad el pasado miércoles. Dos de ellos fueron apresados in fraganti y el tercero consiguió huir aunque fue detenido este jueves por la mañana.

Los ahora detenidos habían forzado la puerta de entrada con una palanqueta y ya habían cargado la máquina recreativa y dos televisores en el furgón, cuando fueron sorprendidos por la Guardia Civil.

Los agentes encontraron además dentro del vehículo de los detenidos una cizalla y un martillo de grandes dimensiones, guantes para no dejar huellas, y la palanqueta con la que habían forzado la puerta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *