Viernes, 24 Marzo, 2017

Izquierda Unida asegura que se producen errores en los semáforos de la capital

A juicio de esta formación, esta situación la ocasionan los recortes del gobierno municipal

Gabinete// Foto: Fermín RF @ferminius


image_print

La concejala de IU en el Ayuntamiento de Granada, Maite Molina, ha denunciado hoy que, “el presupuesto municipal previsto en 2014 por el PP para la conservación de semáforos en la ciudad de Granada, ha sufrido un recorte del 17%, lo que supone que se van a invertir 169.210 euros menos, en un municipio donde la circulación en el tráfico privado, así como en la eficacia del transporte público, van a ser perjudicadas con este recorte”

Para Molina “si ya vivimos en una ciudad en la que cada día la movilidad es menos sostenible, y se agrava por la desaparición de vehículos de transporte público y escasas medidas para la disminución del transporte privado, lo que faltaba es reducir la partida presupuestaria en la conservación de semáforos, ya que esto está provocando, lógicamente, que numerosos semáforos no funcionen, con el aumento de riesgo para la circulación, tanto para conductores, como para peatones”

Maite Molina ha señalado también que “los efectos de estos recortes suponen también que en una ciudad como Granada, en la que el tráfico se colapsa cada vez que llueve intensamente, el empeoramiento en la circulación se está agravando, produciéndose riesgos y atascos innecesarios, y, además de la inseguridad vial que esto provoca”.  Como ejemplo, ha apuntado que “la semana pasada desde la Avenida de Pulianas a la altura de las Cervezas Alhambra hasta el Triunfo no funcionaba ningún semáforo”.

La edil de Izquierda Unida ha informado asimismo que, “teniendo en cuenta el recortazo en 3 millones de euros en el presupuesto total para movilidad, un millón y medio en subvención al transporte público, y el resto en partidas como la que señalamos de conservación de semáforos, flaco favor está haciendo el PP en pacificar el tráfico en la ciudad de Granada y escaso interés en fomentar la seguridad vial, ya que si los semáforos de la ciudad no funcionan es clara la repercusión en la fluidez de la circulación, poniendo en peligro tanto la conducción como el tránsito de peatones”

Por último Maite Molina advierte que “el gobierno popular, Granada, en lugar de avanzar a hacer una ciudad más amable y sostenible, ha optado justo por la dirección contraria. Para IU, es una irresponsabilidad grave reducir en una partida fundamental para la seguridad en las calles, no es comprensible como se les puede pasar por la cabeza y plasmar en los presupuestos, semejante recorte que pone en jaque la seguridad, e incrementa el riesgo de accidentabilidad en la ciudad de Granada”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *