Miércoles, 29 Marzo, 2017

El pádel también juega por África

La ONG granadina SAPP podrá conseguir terminar el segundo módulo de la escuela en Uganda gracias a lo recaudado en el III Torneo de Pádel por África

Los integrantes de SAPP muestran sus camisetas del torneo | Foto: Fernando Alanzor


image_print

Este fin de semana tuvo lugar el III Torneo de Pádel por África organizado por la ONG SAPP con la finalidad de recaudar fondos para la construcción de el segundo módulo de una escuela en Uganda. Según Alfredo Quero, director de  SAPP han cumplido con todas las expectativas, “a pesar de coincidir con el clásico de fútbol, el objetivo de recaudar fondos para la escuela se ha cumplido”.

sapp

El buen ambiente fue la tónica del Torneo

Según la organización unas 20 parejas han participado en el campeonato, y gracias a ello han podido recaudar entorno a los 600 euros, que servirán para terminar el módulo dos de la escuela, quedando aún el reto de acabar los cuatro módulos restantes. Puede parecer una cantidad irrisoria, pero como comentaba Quero, “esta cantidad servirá para dar educación a más de 800 niños”. Además plantean volver muy pronto a organizar la siguiente edición.

El campeonato, dividido en varias categoría ha tenido como ganadores a las siguientes parejas:

  • Campeones Categoría Tercera Maculina:
    • Juan Fernández
    • Alejandro Romero
  • Subcampeones Categoría Tercera Maculina:
    • Antonio Pérez
    • Alberto Jabalera
  • Campeones Categoría Iniciación Masculina:
    • Miguel Ángel Díaz
    • Enrique Ruiz
  • Subcampeones Categoría Iniciación Masculina:
    • Raúl Segura
    • Pablo Castro
  • Campeones Categoría Mixta:
    • Esther Juste
    • Rafael Hernández
  • Subcameones Categoría Mixta:
    • Marta Quero
    • Richard Crespo

 

PROYECTOS EN MARCHA

Quero, administrativo de profesión, fundó SAPP gracias a un viaje a tierras africanas en 2011 y gracias a un voluntariado, Quero se implicó en crear la ONG en Granada para organizar viajes de voluntarios a la zonas con las que colaboran.

SAPP se centra mayoritariamente en dar educación a niños de diferentes zonas de África y se va consolidando gracias a sus voluntarios colaboradores, que a pesar de la crisis la cooperación de la ciudadanía es grande y pueden salir adelante.

La organización  tiene en estos momentos dos grandes proyectos en marcha. Por un lado la construcción de esta escuela en Uganda, que pretende dar educación a más de 1.000 niños de la zona y donde actualmente se tienen que desplazar unos 16 kilómetros para asistir a la escuela; y por otro lado la construcción de un orfanato en Ghana.

A pesar del poco tiempo que les deja su trabajo diario, Alfredo Quero está muy satisfecho con la colaboración de la gente y “poco a poco los objetivos se están cumpliendo”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *