El Plan ‘Progresa’ de Diputación acoge a 50 universitarios de todo el país para atender a familias vulnerables

Con la participación de la UGR, pretende mejorar la empleabilidad de los jóvenes, los cuales atenderán a niños en riesgo de exclusión social desde la tercera semana de septiembre

Diputación_Progresa1
Este Plan coordinado por las áreas de Empleo y Bienestar Social, acoge a 50 jóvenes universitarios de todo el país para participar en esta iniciativa bajo el lema, 'jóvenes apoyando a jóvenes' | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

La novena fase del Plan de Inclusión Activa ‘Progresa’ de la Diputación de Granada, coordinado por las áreas de Empleo y Bienestar Social, acoge a 50 jóvenes universitarios de todo el país para participar en esta iniciativa bajo el lema, ‘jóvenes apoyando a jóvenes’. El objetivo del plan es mejorar la empleabilidad de este sector y apoyar a los niños, jóvenes y familias vulnerables en situación de riesgo de exclusión de los municipios de la provincia.

El programa ha sido premiado como experiencia exitosa en el ámbito de la atención social y educativa a nivel nacional con el Premio Progreso 2018 de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias y Fundación para el Desarrollo de los Pueblos de Andalucía.

La Diputación, con la participación de la Universidad de Granada, ha seleccionado a los estudiantes que participarán en esta novena fase del Plan Progresa, en la que atenderán, con el apoyo de los profesionales de los Servicios Sociales Comunitarios, a 150 niños y niñas con dificultades de la provincia. “Se trata de una experiencia que se desarrolla en todas las comarcas de la provincia con la finalidad de que jóvenes universitarios apoyen a menores y adolescentes en situación de vulnerabilidad social”, ha señalado la diputada de Empleo y Desarrollo Sostenible, Ana Muñoz.

La oferta se publicó este pasado 16 de junio en la Plataforma ÍCARO de la Universidad de Granada, a la cual se inscribieron 138 estudiantes de varios puntos de la provincia de Granada; así como de municipios de todas las provincias andaluzas y de otros puntos de España como Badajoz, Burgos, Girona, Ciudad Real, Toledo, Oviedo, Las Palmas de Gran Canaria, Guipúzcoa; y ya fuera de nuestras fronteras, México.

Los 50 seleccionados desarrollarán estas prácticas de acompañamiento socioeducativo a partir de la tercera semana de este septiembre y durarán hasta finales de febrero de este próximo año 2021. Para poder participar, los estudiantes deberán superar un período de formación que se llevará a cabo en los municipios de Agrón, Alfacar, Alhama, Alhedín, Cájar, Churriana de la Vega, Cúllar Vega, Darro, Domingo Perez, Dúrcal, Escúzar, Fuente Vaqueros, Guadahortuna, Güevejar, Huétor Santillán, Huétor Tájar, Huétor Vega, Illora, La Malahá, La Zubia, Monachil, Montefrío, Moraleda de Zafayona, Ogíjares, Otura, Pinos Puente, Puerto Lope, Salobreña y Ventas de Huelma.

Muñoz ha recordado que este programa se inició en 2016 como un proyecto piloto de acompañamiento socioeducativo y que, tras cuatro años y ocho ediciones, es uno de los proyectos de más éxito de Diputación por su carácter colaborativo y ejemplar.

La evaluación externa, realizada por la empresa Considera Project Lab, ha sido muy positiva hasta la fecha. Y es que el 54,3% de jóvenes universitarios que han participado en Progresa tienen empleo y el 23,8% sigue estudiando (de los que el 83,3% ha continuado con una formación relacionada con la experiencia de Progresa). En lo que respecta a los menores atendidos, tanto sus resultados académicos como su integración sociopersonal han mejorado; destacando como principal efecto positivo el aumento de la autoestima y el empoderamiento.





Se el primero en comentar

Deja un comentario