El Hospital Virgen de las Nieves inicia consultas de seguimiento a pacientes Covid-19 tras el alta hospitalaria

Un equipo de neumólogos, internistas, infectólogos, cardiólogos, radiólogos, psicólogos, enfermería y rehabilitadores realiza las revisiones en un acto único

Parte del equipo de consultas
Parte del equipo de consultas del Hospital Virgen de las Nieves | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

El Hospital Universitario Virgen de las Nieves ha puesto en marcha siete consultas de revisión de pacientes que han sido dados de alta hospitalaria tras superar la infección por coronavirus. Este seguimiento lo realiza un equipo compuesto por neumólogos, internistas, infectólogos, cardiólogos, radiólogos, psicólogos, enfermería y rehabilitadores.

El abordaje multidisciplinar de esta enfermedad permite que el paciente sea valorado de forma integral por los distintos especialistas en un acto único, evitando los desplazamientos al hospital y aumentando la calidad de la atención.

La directora gerente, María Ángeles García Rescalvo, ha señalado que “la irrupción de esta pandemia, con un gran número de afectados, hace ya más de un mes, activó estos equipos que, tras la experiencia enriquecedora, han continuado trabajando codo con codo para mejorar la atención de estos pacientes”.

Este hospital granadino ha diseñado un protocolo de seguimiento al alta consensuado con Atención Primaria, la cual tiene un papel muy importante en el seguimiento y control de estos pacientes, tal como indica García Rescalvo, “el trabajo en equipo con atención primaria y el seguimiento de los especialistas hospitalarios es crucial en el éxito de este abordaje”.

Además de la valoración clínica del paciente, en esta consulta se efectúan exploraciones diagnósticas necesarias para un diagnóstico completo que detecte las posibles secuelas de la enfermedad. Profesionales de enfermería realizan las pruebas de función pulmonar que, junto con las de imagen, permiten valorar la recuperación de los pulmones.

En pacientes que han pasado neumonías es recomendable un control radiológico entre las seis y ocho semanas y, en caso de alteración radiológica, se debe valorar la realización de TAC de tórax de alta resolución.

Además de consecuencias neumológicas, estos pacientes pueden experimentar secuelas cardiológicas, ya que durante la infección reciben tratamiento con fármacos que prolongan las frecuencias del corazón, por lo que también requieren seguimiento durante su hospitalización por parte de Cardiología. Estos profesionales realizan un electrocardiograma previo al inicio de la medicación y a las 48 horas, así como las interacciones medicamentosas que pudieran potenciar este efecto, evitando las complicaciones cardiológicas.

Aquellos que ingresaron en la Unidad de Cuidados Intensivos también pueden presentar alteraciones del estado funcional y anímico que requieran una atención especial.

Para la directora gerente “la pandemia ha conllevado mucha enfermedad y sufrimiento que es posible superar con el apoyo y trabajo conjunto de todos, mejorando la educación sanitaria, el uso responsable de los servicios sanitarios y la respuesta rápida con una atención completa”.





Se el primero en comentar

Deja un comentario