Sábado, 22 Julio, 2017

            

Un cabo del Ejército del Aire se enfrenta a 3 años por entrar en la habitación de una soldado y copiar fotos

Los hechos ocurrieron en la Base de Villanubla (Valladolid) y fue la víctima la que sorprendió al acusado

Ejército del Aire |Autor: E.P
E.P


image_print

El Ministerio Fiscal solicita tres años de prisión para un cabo del Ejército del Aire, M.R.R, quien presuntamente entró en la habitación de una soldado ubicada en el Pabellón de Tropa de la Base Aérea de Villanubla (Valladolid) y copió diversas fotografías personales desde su ordenador portátil a una memoria USB, momento en el que fue sorprendido la víctima.

Los hechos, que se juzgarán en la Audiencia Provincial este martes, 26 de julio, se produjeron el 25 de febrero de 2015, cuando poco antes de las 8.50 horas el acusado, en su labor de cabo del Ejército del Aire, accedió a la habitación de una compañera, sin su consentimiento, para lo que utilizó la llave de la que disponía por los cometidos que desempeñaba, según la versión del fiscal.

Una vez allí, abrió el ordenador personal de la víctima y grabó en una memoria USB archivos en los que constaban numerosas fotos de carácter personal, en la que la soldado aparecía con amigos y familiares. En ese momento, cuando ya había efectuado la grabación, sobre las 8.50 horas, la víctima sorprendió al acusado en la habitación que residía.

La soldado, como consecuencia de estos hechos, sufrió un síndrome de ansiedad que ha tardado en curar 68 días, tuvo que asistir al psicólogo y precisó de tratamiento médico.

Por ello, el fiscal, en su escrito de calificaciones provisionales al que tuvo acceso Europa Press en fuentes jurídicas, solicita tres años de prisión y una multa de 6.480 euros por un delito de allanamiento de morada y otro de descubrimiento y revelación de secretos, además de una indemnización a la víctima de algo más de 3.400 euros.

En caso de condena, M.R.R. podría ser expulsado del Ejército del Aire, donde permanece destinado en la Base Aérea de Villanubla, al igual que la víctima, según han confirmado a Europa Press fuentes cercanas al caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *