Miércoles, 12 de Diciembre de 2018

            

UGR y SAS se unen para impulsar una unidad de apoyo al paciente oncológico, pionera en Andalucía

La instalación dispone de una sala grande para trabajo con grupos, tres salas pequeñas para tratamientos individuales, una sala individual y otra de investigación

Imagen de las instalaciones | Fuente: Gabinete
EP


image_print

La Universidad de Granada y el Servicio Andaluz de Salud han presentado una unidad de apoyo al paciente oncológico, una iniciativa para la atención clínica del paciente de cáncer que cuenta con la colaboración del Hospital Universitario Virgen de la Nieves.

Al acto de presentación en el Parque Tecnológico de la Salud, han asistido pacientes y miembros del equipo de la iniciativa, denominada ‘Cuidate’, y su coordinador, Manuel Arroyo; y los directores del Servicio de Salud y Prevención de Riesgos Laborales de la UGR, Javier Machado, del Hospital Universitario Virgen de las Nieves, Pilar Espejo, y de la unidad de Oncología de este centro, José Expósito.

La nueva unidad es el resultado de un convenio de colaboración entre el SAS y el Instituto de Investigación Deporte y Salud de la Universidad de Granada (iMUDS), a través del grupo de investigación Cuídate, coordinado por el profesor del departamento de Fisioterapia de la UGR Manuel Arroyo.

Trata de reducir la discapacidad de las personas que han sufrido cáncer, mediante el ejercicio físico y la fisioterapia. Para ello, pretende “prevenir y tratar los efectos secundarios asociados al cáncer y a su tratamiento”, así como “innovar en recursos y servicios en el campo de la oncología para ofrecer apoyo de máxima calidad a los pacientes desde una perspectiva multiprofesional”.

Arroyo ha explicado que la colaboración con el SAS surgió hace aproximadamente diez años, “dando lugar ahora a esta unidad de apoyo, única en Andalucía, que busca compatibilizar el binomio asistencia sanitaria e investigación para asistir al paciente oncológico en su recuperación”.

Gracias a la unidad se beneficiarán entre 200 y 250 pacientes en este primer año, según ha indicado José Expósito. Por su parte, Javier Machado ha destacado el valor de la iniciativa por su repercusión en “la transferencia de conocimiento” desde la Universidad de Granada.

El paciente José Alfredo Baca ha expresado que el programa le “ayuda a conocer” su cuerpo con “las nuevas circunstancias” tras ser diagnosticado, poniendo en práctica “unas técnicas que resultan útiles para no abandonar la lucha”.

Según ha informado la UGR en una nota de prensa, las líneas de investigación que se abordarán en la unidad serán la fragilidad en pacientes con cáncer de colon; el dolor crónico en pacientes con cáncer de cabeza, cuello o mama; el deterioro cognitivo en pacientes con cáncer de cabeza, cuello o próstata; los pacientes con obesidad; aquellos con hiposalivación, neuropatía periférica, artralgias o estreñimiento; pacientes con altos niveles de fatiga; y por último, con metástasis óseas.

La instalación dispone de una sala grande para trabajo con grupos, tres salas pequeñas para tratamientos individuales, una sala individual y otra de investigación, así como un vestuario y dos baños.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.