Miércoles, 26 Julio, 2017

            

El bipartidismo resiste en los municipios más poblados, con sólo seis ayuntamientos gobernados por otras fuerzas

Entre PP y PSOE sumaron más del 60% de los votos el pasado 24M aunque sufren un retroceso de casi nueve punto con respecto a los comicios de 2011 | Los populares se dejaron más de 50.000 votos y los socialistas casi 10.000 en los 50 pueblos más habitados



image_print

El bipartidismo está tocado en la provincia, pero ni mucho menos hundido, a tenor de la composición final de los 50 municipios más poblados de Granada. Desde la capital hasta Güejar Sierra, pasando por los pueblos del cinturón, los partidos tradicionales se dejan parte de la confianza de la ciudadanía en favor de otras opciones. Así, el binomio PP/PSOE ha pasado de representar el 71,54 por ciento de los votos en 2011 a recibir el 62,77 por ciento. Sin embargo, de los gobiernos resultantes tras las investiduras de este pasado sábado se extrae que poco a cambiado en cuanto al color de quien rige los Consistorios.

Del medio centenar de ayuntamientos analizados, tan sólo 14 han vivido cambios de signo político: Motril, Guadix, La Zubia, Atarfe, Peligros, Vegas del Genil, Cenes de la Vega, Monachil, Otura, Alfacar, Caniles, Cájar y Moraleda de Zafayona. Dentro de ese cambio, del que ha salido beneficiado el PSOE al conseguir ocho de esas alcaldías, también ha habido hueco para los nuevos partidos o para otras formaciones que ya venían gobernando – como es el caso de APPO, de Ogíjares-.

De este nuevo ‘arcoiris’ municipal se extrae un claro retroceso del PP, que pasa de gestionar 21 de los 50 municipios con más habitantes a tan sólo 12. Es la traducción que tiene para los populares pasar de 162.499 a 112.351 votos en estas poblaciones, una caída de más de 50.000 votos que le costará el gobierno de la Diputación de Granada.

Por su parte, el PSOE tampoco se libra de perder la confianza del electorado, aunque en menor medida que los populares. Los socialistas han pasado de 129.181 a 119.255 votos, casi 10.000 menos. El descenso en la confianza, sin embargo, no les ha privado de arrebatar alcaldías clave para la provincia como Motril, Guadix u Otura.

En lo relativo a los partidos emergentes o al resto de formaciones que ya estaban presentes en la provincia, sí se ha notado un importante avance en la confianza del electorado, principalmente en los municipios más poblados del cinturón metropolitano, donde los partidos instrumentales -o de confluencia-, en los que de manera mayoritaria se ha integrado IU, han cosechado buenos resultados; esto es así sobre todo en La Zubia, Atarfe y Peligros, tres importantes municipios que contarán con gobiernos de partidos recién nacidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *