Viernes, 21 Julio, 2017

            

¿Cómo y dónde pueden presentar una reclamación los consumidores?

Cualquier persona pude presentar una reclamación de consumo cuando no está de acuerdo con el servicio prestado por una empresa

Comercio español | Foto: Agencia


image_print

Este domingo se celebra el Día Mundial de los Derechos del Consumidor. Cada 15 de marzo se ponen de manifiesto los derechos que los ciudadanos poseen como consumidores de servicios, productos y bienes.

El consumidor o usuario es cualquier persona física o jurídica que contrata, para su consumo final, la adquisición de bienes o la prestación de servicios. Esta jornada surge para conseguir que los derechos de los consumidores se hagan realidad.

Cualquier persona pude presentar una reclamación de consumo cuando no está de acuerdo con el servicio prestado por una empresa.

¿CÓMO SON LAS HOJAS DE RECLAMACIONES?

Las hojas de reclamaciones están compuestas por tres folios autocalcables de tres colores diferentes.

La hoja blanca es la que va dirigida a la administración y se entrega en la dirección que viene ya sellada en la hoja. Es importante que esa hoja se la quede el cliente, ya que si se la queda la empresa puede que nunca llegue a tramitarse.

La hoja verde debe también quedar en poder del que reclama y la hoja rosa es la que se queda la empresa.

En el caso de que el comercio se niegue a entregar las hojas de reclamaciones se debe denunciar en el Ayuntamiento con un escrito explicando la ocurrido.

Hojas de Reclamación

¿DÓNDE PRESENTO MI RECLAMACIÓN?

Las reclamaciones de consumo se pueden llevar a las oficinas de atención al consumidor que hay en los Ayuntamientos, a la Dirección General de Consumo de cada Comunidad Autónoma o a las asociaciones de consumidores de España que atienda reclamaciones como CEACCU, FACUA u OCU –esta última para los que son socios–.

Junto con las hojas de reclamación es conveniente que se puedan adjuntar facturas o contratos para reforzar la queja.

En caso de que se ponga en contacto con el demandado, se aconseja que sea por escrito (email o burofax), para que se tenga constancia y se pueda presentar también como prueba.

¿QUE PASARÁ CON MI RECLAMACIÓN?

Una vez que la oficina encargada recibe y registra la reclamación se tramitan cuatro pasos: mediación, arbitraje de consumo, inspección y , por último, archivo.

La mediación y el arbitraje son servicios voluntarios y gratuitos que tienen como objetivo proponer una solución del problema entre ambas partes en un plazo de quince días. En caso de que no se llegue a un acuerdo, el cliente puede tramitar la demanda por la vía judicial. De este proceso están excluidos los casos de intoxicación, lesión o muerte.

En el paso de inspección, si la administración observa indicios de infracción se le puede abrir a la empresa denunciada un expediente sancionador. Este expediente tiene como finalidad sancionar económicamente a la compañía para que no vuelva a cometer la infracción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *