Martes, 18 Septiembre, 2018

            

Investigadores andaluces desarrollan un sistema de transferencia para la verificación del ahorro de energía en edificios

La caracterización energética de la situación de partida de la edificación constituye uno de los pilares fundamentales del proceso de medición y verificación de ahorros energéticos

Uno de los dispositivos utilizados | Foto: Gabinete
Gabinete


image_print

Los investigadores de la ETS. Ingeniería de Edificación de la UGR, Julián Arco y David Hidalgo, junto a los investigadores de la Universidad de Sevilla José Sánchez, Mari Carmen Guerrero y Servando Álvarez, y al profesor de la Universidad de Almería Francisco Gil, han desarrollado un sistema de transferencia para la verificación del ahorro de energía en edificaciones basado en la línea base.

Este sistema constituye uno de los pilares básicos para la medición de los ahorros que se producen tras la implantación de una medida de eficiencia energética. En este sentido, los investigadores han proporcionado diversas soluciones a la obtención de la misma mediante la revisión de modelos matemáticos. Estos han requerido un conocimiento muy detallado del edificio que, junto al análisis de un volumen de datos, han permitido obtener un excelente ajuste en los resultados y por tanto, de los ahorros energéticos conseguidos en el Palacio de la Madraza, edificación del siglo XIV propiedad de la Universidad de Granada

La metodología de línea base propuesta por los investigadores presenta una combinación de dos modelos basados en funciones de transferencia. Estos son fácilmente identificables con los datos experimentales y además la monitorización requerida para ajustar los mismos es mínima. Esta ha consistido en la colocación de sondas de temperatura ambiente en las dependencias del edificio durante el periodo de un año completo. Estos datos, junto con los registros de inicio y finalización del tiempo de climatización y ventilación han permitido el desarrollo de la misma.

Esta formulación desarrollada confiere a los modelos la capacidad de caracterizar los efectos dinámicos vinculados a la inercia térmica del edificio y de las condiciones de operación del mismo por variables que sean. Además, debido a la vinculación de los coeficientes de los modelos con los parámetros energéticos característicos del edifico es posible realizar estimaciones de calidad con variables de entrada diferentes a las usadas en la calibración de los mismos.

Esta investigación de la que se hace eco la prestigiosa revista inglesa Applied Energy, situada en el puesto 6/193 de su categoría, es extrapolable a cualquier edificación o uso, permitiendo servir de cómo herramienta de apoyo tanto a la reducción de energía como a la valoración de las medidas de ahorro energético impuestas en un momento dado.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.