Domingo, 26 Marzo, 2017

Desde el PSOE se denuncia “la inaccesibilidad” a la LAC

Paco Cuenca se ha reunido con personas discapacitadas para comprobar cómo los nuevos vehículos de transporte público "dificultan sus condiciones de movilidad"



image_print

Reunidos con representantes del colectivo de personas discapacitadas en la parada de la Línea de Alta Capacidad ubicada frente al Teatro Isabel la Católica, el portavoz del grupo municipal socialista, Paco Cuenca ha denunciado la necesidad de que el equipo de gobierno en el consistorio granadino “rectifique, modifique y atienda a la mala situación en materia de accesibilidad a los nuevos vehículos del transporte público“.

Los socialistas aseguran que se trata de una situación que afecta a 20.000 personas en la ciudad, “gente mayor, con problemas de movilidad, discapacitados, y a las que evidentemente se les complica la vida con esta problemática”, ha comentado Cuenca, que además, ha recordado que en el último pleno municipal se aprobó por unanimidad, de todos los grupos políticos, una moción en la que se exigía al equipo de gobierno popular, que rectificara y atendiera a la mala situación en materia de accesibilidad, con la implantación de la LAC.

La LAC es un espacio lleno de obstáculos y dificultades“, ha reiterado Cuenca, que ha estado acompañado por una persona ciega, y otra en silla de ruedas, que con su testimonio particular, han puesto de manifiesto los inconvenientes con los que se encuentran para acceder a los nuevos vehículos del transporte urbano público.

Soy ciego, y me gustaría ser autónomo y tener la posibilidad de defenderme de forma totalmente autosuficiente también en los medios de transporte, algo que ahora me es totalmente imposible”, comenta Manuel Murrutia, que explica, según su propia experiencia, que “las máquinas para recargar el bonobus no están adaptadas para personas ciegas, y dependo de la gente que me quiera ayudar”. También ha puesto sobre la mesa una situación mucho más insolidaria, como es la actitud de la gente, que “se coloca en los espacios reservados para personas discapacitadas, y además, se molestan cuando entro en el autobús con el perro. Yo sin él no puedo hacer nada, son mis ojos”.

Un testimonio muy similar al de Miguel, persona en silla de ruedas, que asegura que aunque habían publicitado que los nuevos vehículos de transporte urbano iban a ser accesibles, “lo cierto es que aún necesitan sacar la rampa para que personas en mi situación podamos acceder al interior, siempre y cuando podamos entrar, porque ha habido veces, que en hora punta, he tenido que dejar ir varios LAC por ir sobrecargados”.

Desde el PSOE se pide a Torres Hurtado que “reconozca que se ha equivocado, que esto no está funcionando, y que la LAC está generando problemas”. Por su parte, la concejala de Movilidad, Telesfora Ruiz, ha respondido que ella se ha reunido, antes de poner en marcha la LAC, con diferentes colectivos de personas discapacitadas, “como era mi obligación”. Reconoce que las máquinas expendedoras no pueden hablar porque son táctiles, pero “porque esa tecnología aún no se ha desarrollado, aunque para las validadoras no hay ningún problema, porque tienen sonido, además de información en texto”. Ha remarcado que lo que se ha mejorado con la LAC sin duda, ha sido la accesibilidad, “No se tiene que sacar rampa, hay un sistema informativo visual y sonoro, avisando de las siguientes paradas”, y ha querido recordar que el equipo de gobierno estará atento a las últimas novedades del mercado para poder mejorarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *