Martes, 12 Diciembre, 2017

            

Ciudadanos reivindica una mayor optimización del área de Urbanismo

El portavoz del grupo municipal, Manuel Olivares, insiste en la necesidad de planificar la ciudad y ordenar su suelo para lograr "una Granada dinámica y en avance", al tiempo que alerta del abandono progresivo que sufre el Albaicín

El portavoz del grupo municipal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Granada, Manuel Olivares | Archivo GD
Gabinete


image_print

El portavoz del grupo municipal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Granada, Manuel Olivares, ha reivindicado la importancia de actualizar con “urgencia y eficacia” el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) y el resto de planes especiales que afectan a la ciudad con el objetivo de trabajar en el modelo de urbanismo que necesita Granada para el futuro. Así lo ha asegurado el portavoz tras una reunión con el concejal responsable del área y algunos técnicos en la que ha insistido en la necesidad de “planificar la ciudad y ordenar su suelo para lograr una Granada dinámica y en avance”.

“La última actualización del PGOU se llevó a cabo en 2001, en el marco de un modelo de urbanismo especulativo en pleno boom inmobiliario y con una economía basada en el ladrillo”, ha explicado el portavoz, quien ha puesto de manifiesto el cambio de escenario que se ha producido en los últimos años y las nuevas necesidades de la ciudad y de la sociedad de hoy, las cuales no están atendidas por la actual ordenación de Granada.

Olivares ha aseverado que desde su grupo son “plenamente conscientes” de la gran dosis de trabajo y consenso que requiere este trabajo: “Se trata de que seamos capaces de pensar en la ciudad olvidando las siglas que durante tantos años ha paralizado y sigue paralizando la ciudad. Debemos demostrar a la ciudadanía que pensamos con perspectiva y que tenemos un proyecto de ciudad para conseguir que sea cada vez más competitiva frente al resto”.

Olivares ha puesto como ejemplo la compleja realidad urbanística del Albaicín y cómo el PEPRI Albaicín no responde en muchas ocasiones con claridad a todas esas pequeñas intervenciones puntuales y necesarias para evitar el deterioro del barrio. “Por desgracia, estamos acostumbrados a ver cómo rehabilitaciones mínimas se convierten en una sucesión de trámites que se prolonga durante años”, ha apuntado el portavoz, quien ha resaltado la necesidad de abordar muchos de los temas importantes que afectan al urbanismo de la capital de una forma integral.

“Un barrio tan importante como el Albaicín no puede ser objeto de abandono debido a una compleja regulación urbanística que dificulta cualquier actuación en él. Debemos de trabajar para que la agilidad no signifique menor protección, sino operatividad y rapidez, justo lo que necesita este barrio para recuperar la vida vecinal que día a día va perdiendo. Proteger un monumento en sí mismo como como es el Albaicín se hace dinamizándolo, no bloqueándolo”, ha apostillado el portavoz, quien ha invitado a todos los grupos a definir y consensuar este nuevo modelo de ordenación urbana de Granada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *