Jueves, 14 Diciembre, 2017

            

Arcuri pide al juzgado que concrete cómo debe ser el encuentro de Juana Rivas con sus hijos

El tribunal de Cagliari dictó un reciente auto por el que accedía a la petición de los abogados de Rivas de que pueda visitar a sus hijos hasta el miércoles en Italia

Francesco Arcuri en Granada | Archivo GD
EP


image_print

La defensa de Francesco Arcuri ha pedido a la autoridad judicial italiana que concrete cómo debe producirse el encuentro de sus hijos de once y tres años con su madre, Juana Rivas, la vecina de Maracena (Granada), quien ha llegado esta tarde a Italia para la vista que ha de celebrarse este martes en el tribunal de Cagliari que decidirá sobre la custodia de los niños.

Así lo ha indicado uno de los abogados de Francesco Arcuri, Enrique Zambrano, a Europa Press, que ha confirmado que la madre no ha podido reencontrarse este lunes, por tanto, con sus hijos, a los que no ve desde que, a finales del pasado mes de agosto, los entregara al progenitor, quien volvió con ellos a Italia, donde tienen fijada su residencia, en la isla de Carloforte.

Ante las dudas de si finalmente Juana Rivas acudiría a la cita judicial de este martes en Italia, el padre no ha podido organizar el encuentro para la tarde de este lunes, a la par que ha considerado, con su defensa, que la resolución judicial para el encuentro de los hijos con su madre “no está clara” ni tampoco el lugar exacto dónde ha de producirse, ha precisado Zambrano, quien se ha mostrado confiado en que este martes la autoridad judicial concretará “cómo” ha de procederse.

Juana Rivas está investigada por supuesta sustracción de menores tras permanecer casi un mes ilocalizable en España sin acatar la orden judicial que le obligaba a entregarlos al padre.

El tribunal de Cagliari dictó un reciente auto por el que accedía a la petición de los abogados de Rivas de que pueda visitar a sus hijos hasta el miércoles en Italia y pernoctar con ellos en el hotel donde se aloje, por lo que en un principio la madre preveía recogerlos una vez pise suelo italiano esta tarde.

Este auto, que sus abogados conocieron este pasado fin de semana, fue determinante para que Juana cogiera “fuerzas” para desplazarse a Italia, puesto que, en un principio, se barajó la posibilidad de pedir la suspensión de la vista por motivos de salud, dado que estuvo “muy mal la última semana”, también anímicamente, según detalló a Europa Press uno de sus letrados, Juan Manuel Pérez.

Tanto Juana Rivas como su expareja, el italiano Francesco Arcuri, deberán comparecer ante el juez en el transcurso de esta vista que arrancará sobre las 9,00 horas de este martes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *