El jurado verá las imágenes del crimen de la joven de Juncaril antes de la declaración del acusado

El magistrado presidente accede así a la cuestión planteada por la Fiscalía y la acusación particular que ejercen los padres de la víctima

Audiencia provincial de Granada
Audiencia provincial de Granada | Foto: Antonio L. Juárez
Europa Press
0

Las cuestiones previas han centrado este martes la primera sesión del juicio en la Audiencia de Granada contra el acusado de matar, el 5 de febrero de 2021, a una joven de 29 años en la empresa en la que trabajaba en el Polígono Juncaril de Albolote asestándole diversos golpes y puñaladas, un crimen que fue grabado por las cámaras de seguridad y cuyas imágenes serán visionadas por los miembros del jurado popular este miércoles antes de que declare el presunto asesino.

Esta ha sido unas de las cuestiones previas planteadas por la Fiscalía y la acusación particular que ejercen los padres de la víctima, de nombre Ana Elena, y a la que el magistrado presidente ha accedido. También ha dado luz verde a la petición del Ministerio Fiscal de incorporar a la causa varios informes vinculados al estado mental del acusado.

La propia fiscal ha explicado durante su exposición frente a los miembros del jurado que en este caso no se discute la autoría del crimen por parte del acusado --que está grabada y él ha reconocido previamente-- sino si en el momento de los hechos tenía anulada su capacidad para entender lo que estaba haciendo por sufrir un brote psicótico.

Este juicio se está repitiendo, con un nuevo jurado y otro magistrado presidente, después de que el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) anulara el veredicto del jurado popular anterior que le declaró culpable, y por el que fue condenado a 27 años de prisión por asesinato con alevosía y ensañamiento, y por otro delito de robo.

En ese momento los miembros del jurado descartaron que el acusado sufriera durante el crimen un brote psicótico por padecer esquizofrenia --como sostiene la defensa-- pero el alto tribunal andaluz considera que no hubo suficiente motivación en este asunto y anuló también la sentencia condenatoria.

Esta primera sesión del juicio se ha desarrollando ante los ojos de más de una decena de familiares y allegados de la joven Ana Elena que se han desplazado hasta la Audiencia de Granada para seguir desde la sala los pormenores de la vista oral, que continuará este miércoles con la declaración del acusado y de diversos testigos.

Durante su declaración en el anterior juicio, que se celebró el pasado septiembre, el acusado, de unos 34 años, relató que en la mañana en que se produjeron los hechos cogió un cuchillo de su vivienda porque creía que se le "iba a aparecer el demonio" y salió a la calle huyendo porque se "sentía perseguido" por él.

En ese momento comenzaron a darle "ataques de agresividad" y "de pánico" y, según relató, empezó a escuchar voces y sonidos "estridentes" que le llevaron a alejarse de allí y apareció en la empresa de su padre, donde en ese momento la víctima, que trabajaba en labores administrativas, se encontraba sola. Afirmó no recordar cómo había llegado hasta allí ni la mayor parte de la agresión, pero repitió en numerosas ocasiones que lo que le ocurrió es que estaba "viendo al demonio" y "no quería verlo", según llegó a afirmar a preguntas de la acusaciones particulares, que ejercen por una parte los padres de la joven y por la otra un hermano de ella.







Se el primero en comentar

Deja un comentario