La Junta financia la rehabilitación de los Baños Árabes de Churriana

La actuación, presupuesta en 1,38 millones, aspira a convertir el inmueble del siglo XIV en "un reclamo cultural y turístico de primer orden"

Marifrán Carazo  Antonio Narváez
Marifrán Carazo y Antonio Narváez sellan el convenio de colaboración para la financiación y ejecución de las obras | Foto: Gabinete
Europa Press
0

La consejera de Fomento, Articulación del Territorio y Vivienda, Marifrán Carazo, y el alcalde de Churriana de la Vega, Antonio Narváez, han firmado el convenio de colaboración para la financiación y ejecución de las obras de rehabilitación de los Baños Árabes del municipio, un inmueble del siglo XIV declarado Bien de Interés Cultural, con actuaciones contenidas que se cifran en 1.389.174 euros, de los que el 80%, más de 1,1 millones, serán aportados por la Junta y el 20% restante por el Ayuntamiento.

Marifrán Carazo ha destacado este lunes que, aunque la rehabilitación de este inmueble se incluyó en el Programa de Rehabilitación del Patrimonio Público de Interés Arquitectónico en 2017, será ahora, "gracias al empeño del Gobierno andaluz y a la estrecha colaboración con el Ayuntamiento", cuando "se va a poder recuperar un edificio de indudable valor histórico y artístico, un antiguo hamman ubicado en un entorno rural y que es de los mejor conservados de la provincia de Granada".

La titular andaluza de Fomento ha destacado que la rehabilitación de este espacio será "un reclamo cultural y turístico de primer orden para Churriana, lo que repercutirá positivamente en su economía". "Desde el Gobierno andaluz entendemos que invertir en la recuperación de nuestro patrimonio no sólo contribuye a poner en valor nuestra cultura y nuestro patrimonio monumental sino que repercute positivamente en toda la sociedad y en el caso de nuestros pueblos ayuda a asentar población", ha añadido.

Los Baños Árabes de Churriana de la Vega son un edificio de propiedad municipal que fue declarado Bien de Interés Cultural con la categoría de monumento en 2006. Se trata de un edificio de dos alturas, cuya estructura presenta una gran solidez y cuyas cubiertas, de bóvedas de cañón, conservan las características lumbreras con forma de estrella de ocho puntas.

Los baños se encuentran actualmente embutidos en el interior de una vivienda, habiendo sido utilizados hasta la fecha reciente, hecho fundamental para su conservación. Exteriormente se aprecia la estructura del baño en los muros este y noreste, mientras que en el resto queda camuflada por adhesiones posteriores.

El proyecto básico y de rehabilitación de este singular edificio fue encargado por el Ayuntamiento y ha sido supervisado favorablemente por el Pleno de la Corporación municipal y por los técnicos de la Consejería de Fomento. El convenio suscrito define las condiciones de financiación del proyecto conforme a los requerimientos del vigente plan de vivienda (Plan Vive en Andalucía) y, concretamente, de su Programa de Rehabilitación Arquitectónica.

El convenio, a cuya firma han asistido también el delegado del Gobierno andaluz en Granada, Antonio Granados; la directora general de Vivienda, Eloísa Cabrera; el delegado territorial de Fomento, Antonio Ayllón, y la teniente de alcalde de Churriana, Lourdes Ramírez, establece que las actuaciones contenidas en el mismo alcanzan los 1.389.174 euros. El 80% de esa cantidad será aportado por la Consejería de Fomento, Articulación del Territorio, con cargo al programa operativo Feder Andalucía 2021-2027, y el 20% restante lo aportará el Ayuntamiento churrianero.

Asimismo, la Junta se compromete a licitar y contratar las obras, mientras que el Ayuntamiento deberá contratar y financiar la dirección facultativa de las obras, desalojar el inmueble antes del inicio de los trabajos, asumir el coste de las infraestructuras e instalaciones externas al edifico y a poner el uso del edificio en el plazo máximo de un año desde la entrega.

El Programa de Rehabilitación Arquitectónica de la Consejería de Fomento en el que se incluye esta actuación se lleva a cabo en colaboración con las corporaciones locales, lo que permite la recuperación de edificios con importantes valores arquitectónicos, culturales e históricos para dotarlos de nuevas funciones al servicio del interés general. Entre ellos, destaca el Pósito de Caniles, cuya rehabilitación se culminó en 2022 después de 16 años del inicio de los tramites y tras una inversión cercana a los 800.000 euros.







Se el primero en comentar

Deja un comentario