Cómo conservar mejor los plátanos con el calor

Existe una manera para que la fruta dure mucho más tiempo fresca y sin necesidad de cámara refrigeradora

platanos
El plátano es una gran fuente de potasio | Foto: E.P.
Carlos Ruiz
0

Cada familia es un mundo, incluso cuando se trata de la madurez ideal de los plátanos. Algunas personas prefieren los plátanos más verdes y firmes, mientras que otras optan por los plátanos más maduros y dulces. Pero sin importar las preferencias individuales, existe un consenso general: se busca prolongar la frescura y el sabor de los plátanos tanto como sea posible, especialmente durante los meses de verano.

Durante el verano, las frutas maduran más rápido debido a las altas temperaturas, lo que complica su conservación. Los plátanos, en particular, suelen ponerse marrones y blandos muy rápido. Pero, la buena noticia es que existe un truco simple que puede extender su vida.

Uno de los grandes secretos para que esta fruta se conserve durante varios días es retirar el cabito, la parte superior que conecta el plátano al racimo. El cabito libera una hormona llamada etileno, responsable de la maduración de la fruta. Cuando se elimina el cabito, se reduce significativamente la producción de etileno, ralentizando el proceso de maduración y manteniendo los plátanos frescos por más tiempo.

Pasos para retirar el cabito correctamente

  1. Separar los Plátanos: Separa los plátanos del racimo con cuidado para evitar dañar la cáscara.
  2. Cortar el Cabito: Con un cuchillo o tijeras pequeñas, corta el extremo del cabito del plátano. No es necesario quitarlo por completo.
  3. Almacenamiento Adecuado: Guarda los plátanos en un frutero o una bolsa de papel a temperatura ambiente, alejados de la luz del sol, que puede acelerar la maduración.

Otros consejos para conservar plátanos

Además de cortar el cabito, existen otros trucos para mantener los plátanos frescos:

  • Elegir Plátanos Verdes: Comprar plátanos verdes que tardarán más en madurar, permitiendo consumirlos gradualmente.
  • Separar los Plátanos Maduros: Mantén los plátanos maduros separados de los frescos para evitar que aceleren la maduración de los demás.
  • Revisar Frecuentemente: Verifica los plátanos con regularidad para evitar una maduración excesiva.

Si notas que algunos plátanos han madurado demasiado, aprovéchalos en recetas saludables como batidos, muffins, hot cakes o pan de plátano. Así disfrutarás de los nutrientes de esta fruta sin que se desperdicien.







Se el primero en comentar

Deja un comentario