La Vereda de la Estrella en otoño, un espectacular paseo a los pies de Sierra Nevada

Las impresionantes vistas de la cara norte del Mulhacén, la Alcazaba y el Veleta y el colorido del valle del río Genil y el barranco de San Juan hacen de la ruta un placer para la vista

WhatsApp Image 2019-12-05 at 09.56.05
Vereda de la Estrella | Foto: Juan Prieto
Avatar for Juan Prieto
1

La provincia de Granada es un paraíso para el senderismo. Y, para fortuna de los amantes de los paseos por la naturaleza, lo es en todas las épocas del año, gracias a la enorme diversidad que atesora. Además, cada estación del año ofrece unos colores diferentes en el paisaje, todos atractivos. Y en otoño hay una ruta que triunfa por encima de las demás: la Vereda de la Estrella. Ubicada en la entrada natural a Sierra Nevada, a través del valle del río Genil, toma su nombre de las antiguas minas allí existentes. Se accede por Güéjar Sierra. Desde allí, se puede ir en coche por el viejo camino del tranvía de la Sierra hasta el barranco de San Juan. Junto al merendero, se puede aparcar. Es el final del camino para el vehículo y el inicio de la ruta a pie.

Pese a que al comienzo del sendero tiene un desnivel de unos 100 metros -con el que se entra en calor de forma rápida- se trata de una ruta sin excesiva dificultad. Suelen tardarse una tres horas y media en la ida (casi siempre en una ligerísima subida) y unas dos horas y media en el regreso. La distancia es de 20 kilómetros aproximadamente.

A lo largo del paseo se disfruta de unas espectaculares vistas de la cara norte del Mulhacén, la Alcazaba y el Veleta, a través de un camino que bordea el barranco y que está plagado de una abundante vegetación que en esta época del año ofrece una paleta de tonos ocre, marrón y amarillo que hacen las delicias de los fotógrafos. Entre los árboles destacan robles, nogales y castaños. En especial, el llamado ‘el Abuelo’, un centenario castaño de gran y retorcido tronco, enraizado junto a un muro de piedra, que es de obligada parada para inmortalizar con la cámara el paso hacia las altas cumbres de Sierra Nevada.

A continuación, se llega a la confluencia del río Vadillo, donde el paisaje se divide en dos valles y con dos puntos diferentes. Por uno se llega, tras bajar hasta el mismo río, al inicio de la conocida como ‘Cuesta de los Presidarios’, para comenzar uno de los tramos del famoso sendero Sulayr. Sin embargo, el camino de la Vereda de la Estrella es por la derecha, en la senda original, que en su día sirvió para transportar el cobre de las minas ‘La Provadora’, ‘La Estrella’ y ‘La Justicia’.

Tras las tres horas de marcha se llega a Cueva Secreta, donde finaliza el sendero. Los más expertos montañeros suelen seguir, para aproximarse ya en un pronunciado ascenso hacia collado y la laguna de la Mosca, como antesala de la carta norte del Mulhacén. Pero los senderistas se dan la vuelta para volver por el mismo camino que, aunque parezca increíble, ofrece una sensación totalmente diferente a la ida.

Vereda de la Estrella | Foto: Juan Prieto





Comentarios

Un comentario en “La Vereda de la Estrella en otoño, un espectacular paseo a los pies de Sierra Nevada

  1. Hay un paisaje superior a ese en esta epoca y se llama el bosque encantado en el camarate en la cara norte de sierra nevada.

Deja un comentario