El Teatro Alhambra presenta ‘Las cosas que sé que son verdad’

El espectáculo del dramaturgo australiano Andrew Bovell, protagonizado por Verónica Forqué, llega a Granada con las localidades agotadas en venta anticipada

cosas_verdad_escena_10
Un momento de la representación de la obra 'Las cosas que sé que son verdad' | Foto: Junta
GabineteGabinete
0

El Teatro Alhambra presenta los días 24 y 25 de enero a las 21:00 horas la obra ‘Las cosas que sé que son verdad’ de Octubre Producciones y Teatros del Canal, protagonizado por un elenco que encabeza Verónica Forqué y que incluye a Julio Vélez, Pilar Gómez, Jorge Muriel, Borja Maestre y Candela Salguero.

Según ha informado la Junta de Andalucía en una nota de prensa, el espectáculo, escrito por Andrew Bovell, cuenta con la dirección de Julián Fuentes Reta, y la traducción y adaptación de Jorge Muriel. La obra, inédita en España hasta esta temporada, fue estrenada en 2016 en Adelaida, Australia, y en Londres, con excelentes críticas en ambos continentes.

La pieza “explora un tema constante en la imaginería del autor las relaciones, fisuras y vínculos de las personas con la naturaleza”.

La naturaleza, y a través de ella, aquello que está más allá del conocimiento y el dominio humano. Aquello que, en suma, a pesar de la ilusión del control, va trazando el transcurso de la vida. En ‘Las cosas que sé que son verdad’, Bovell perfila un universo más contenido que en la epopeya de su pieza anterior ‘Cuando deje de llover’.

Jorge Muriel y Julián Fuentes Reta llevan trabajando juntos desde que en el 2009 se unieran para el estreno en castellano de ‘El proyecto Laramie’ de Moisés Kaufman. En 2015 montan en español ‘Cuando deje de llover’, la anterior creación de Bovell, con la que obtienen tres premios Max, al Mejor Espectáculo de Teatro, Mejor Dirección de Escena y Mejor Actriz de Reparto. El montaje también obtuvo cinco premios de la Unión de Actores.

‘Las cosas que sé que son verdad’ es un retrato complejo e intenso de los mecanismos de la familia, y del matrimonio, desde el punto de vista de estos cuatro hijos que se esfuerzan por ser ellos mismos más allá de las expectativas y el amor de sus padres. En una casa suburbana, con un pequeño jardín, una familia de clase media afronta el paso de un año decisivo.

A través de la metáfora material del transcurso de las cuatro estaciones que condensarán el crecimiento y cambio de cuatro hermanos y hermanas y sus vínculos con su padre y su madre, asistiremos al desarrollo de un organismo que mutará, se agitará y morirá, para seguir, siempre, incontenible e imparable, respirando y transformándose.



Se el primero en comentar

Deja un comentario