Los tablaos flamencos y sus artistas piden “unión” y “acercar el flamenco al turismo local”

Varios representantes de este sector pasaron este miércoles por #DirectosEnRedGD

FOTO DIRECTOS EN RED GD CHARLA ‘TABLAOS Y CUEVAS FLAMENCAS, REAPERTURA Y REINVENCIÓN’
Los protagonistas de este miércoles en #DirectosEnRedGD | Edición de vídeo: Javier Gea
AvatarManuel Ruiz Pérez
0

El sector del arte flamenco, encuadrado en los distintos tablaos y cuevas de nuestra ciudad y con un gran número de artistas a su alrededor, es uno de tantos gravemente afectados por la pandemia de Covid-19.

Este miércoles, en #DirectosEnRedGD recibimos la visita de Ricardo López, del Tablao ‘Albayzín’, Antonio Outeda, de la Casa del Arte Flamenco y Los Olvidados, Jonathan Marote, de ‘La Rocío’ y los bailaores Moisés Navarro y Juan Andrés Maya.

Precisamente este último, uno de los más dicharacheros de la tarde, ha reconocido los “momentos de tristeza y pena” que ha atravesado últimamente, algo a lo que se han sumado el resto de ponentes. “Necesito bailar, pero el corazón ha estado dividido y pienso en la salud de mis compañeros y del planeta entero”, decía Maya.

Los tablaos y cuevas flamencas son, por su naturaleza y por el servicio que ofrecen, puntos de encuentro para los turistas extranjeros que vienen hasta nuestro país. Lógicamente, sin esos turistas, los locales se ven “abocados a cerrar”, como afirma Ricardo López. “Seguramente seamos los últimos en volver y hay muchas familias a nuestro alrededor que se encuentran paradas. Esta temporada ya está perdida y esperemos que en 2021 no haya rebrotes y la gente vuelva con confianza.”, subrayaba el propietario del ‘Albayzín’.

Antonio Outeda, por su parte, se mostraba pesimista con el futuro inmediato: “Tenemos mucha incertidumbre y malas perspectivas, aunque hay alguna esperanza con la apertura de fronteras en julio. El mayor problema no es reducir el aforo, es que no tenemos clientes para, al menos, llenar ese porcentaje. Hasta que no haya vacuna estaremos en dificultades”.

“Si no tenemos turistas internacionales, vamos a tratar de unirnos, hacernos fuertes y acercar el flamenco al turismo local. Hay muchas personas que no han ido nunca a un tablao flamenco, al igual que hay otras que no han ido nunca a la Alhambra. La Junta y las Diputaciones tienen que dar un paso al frente para ayudarnos a atraer clientes”, esgrimía Ricardo López. En ese mismo sentido se expresaba el de ‘La Rocío’: “La gente autóctona siempre dice ‘ya iré, ya iré’, pero al final nunca van”.

No obstante, el espectador internacional se ha especializado tanto en flamenco que genera un estigma en el cliente local. Como decía Juan Andrés Maya, “esto no es un espectáculo de folclore como la gente cree, esto es una conjunción de artistas con mucha preparación y al extranjero ya no se le puede dar gato por liebre”.

“Somos incultos de nuestra propia cultura, hay japoneses con mejor conocimiento que yo mismo del flamenco, porque tienen más interés y buscan más información sobre el flamenco”, añadía Jonathan Marote.

Por todo ello, Ricardo López, pedía “un poco de ‘piña’” para concienciar al público nacional y evitar que se discrimine el flamenco por parte del turista local. “Hemos peleado durante muchos años para que los visitantes que se queden en Granada vengan a conocer este arte y no queremos perderlo todo ahora”, sentenciaba.





Se el primero en comentar

Deja un comentario