La rehabilitación del edificio de viviendas en alquiler de La Madraza finalizará en primavera

El proyecto supone una inversión de 1,5 millones aportados por la Diputación de Granada, el Gobierno de España y la Junta de Andalucía

FOTOS Visogsa pondrá en el mercado 31 viviendas de alquiler social en Granada para familias vulnerables-2
El edificio llevaba años abandonado | Foto y vídeo: Javi G. / GD
GabineteGabinete
0

La consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación de Territorio, Marifrán Carazo, ha visitado junto a la subdelegada del Gobierno en Granada, Inmaculada López, el alcalde de Granada, Luis Salvador, el presidente de la Diputación Provincial, José Entrena, el diputado de Obras Públicas y Vivienda, José María Villegas, la diputada de Empleo y Desarrollo Sostenible, Ana Muñoz, y el gerente de Visogsa, Jesús Raya, las obras de rehabilitación del edificio de protección oficial en alquiler de La Madraza, en la calle Zambra de la Zona Norte de la capital. El inmueble, que durante años estuvo ocupado ilegalmente y fue vandalizado en numerosas ocasiones, se ha rehabilitado gracias al primer programa de Fomento del Alquiler puesto en marcha por el Gobierno andaluz en 2019. Contará con 31 viviendas de entre 42 y 46 metros cuadrados, 24 cocheras y dos trasteros con espacios comunitarios y zonas libres en la calle Julio Moreno Dávila, y se prevé que las obras concluyan a finales de abril.

Durante la visita, que se puede ver en el vídeo que acompaña a esta noticia, disponible en el canal de Youtube de GranadaDigital, Marifrán Carazo ha mostrado su satisfacción porque “gracias al programa de Fomento del Alquiler y la colaboración entre la Diputación Provincial y la Junta de Andalucía no sólo se va a recuperar un edificio en el que se había invertido dinero público y que llevaba años abandonado, sino que va a atender parte de la demanda de viviendas en alquiler a precio asequible en Granada y se va a contribuir a revitalizar esta zona de la ciudad. El Gobierno andaluz cree que son iniciativas como esta, que aumentan la oferta de viviendas en alquiler, las que verdaderamente ayudan a solventar los problemas de acceso a las viviendas que tienen muchas personas, especialmente los jóvenes”.

La consejera ha recordado que ya se han activado dos convocatorias del programa de Fomento del Alquiler, 2019 y 2020, que incluyen un total de 1.776 viviendas distribuidas en 54 promociones y suponen una inversión global de más de 146,3 millones de euros, de los que se subvencionan 48,8 millones. Asimismo, ha destacado que en abril se aprobará una nueva convocatoria de este programa que permitirá ejecutar hasta 900 viviendas en alquiler más. El programa de Fomento del Alquiler se encuadra dentro del Plan Vive en Andalucía de Vivienda, Rehabilitación y Regeneración Urbana que está reactivando las promociones de vivienda protegida en la comunidad.

El presidente de la Diputación de Granada, José Entrena, ha señalado la importancia de la colaboración entre administraciones para “poner en pie proyectos tan necesarios como este, que permitirá el acceso de personas vulnerables a una vivienda digna por un precio razonable”. También ha reconocido que existe un problema con la vivienda, “en Granada, en Andalucía y en España”, y que las administraciones, en los diferentes niveles, “tienen la responsabilidad de intervenir en el marco de sus competencias”.

En este sentido, se ha referido a la necesidad de poner en marcha ayudas públicas al alquiler y al trabajo que desarrollan las empresas públicas de vivienda y suelo. “Creo en la promoción pública de vivienda en régimen de alquiler porque es la única manera que tienen muchos ciudadanos de acceder a una vivienda y las administraciones debemos dar cumplimiento al mandato constitucional de facilitar un alojamiento digno, adecuado y sostenible”. Igualmente, ha recordado que la Diputación ya había realizado una inversión previa muy importante en la construcción de este edificio y ha destacado que se trata de viviendas destinadas a colectivos vulnerables.

Por su parte, la subdelegada del Gobierno ha señalado que la obra impulsada por Visogsa “cumple el espíritu” del Plan Estatal de Vivienda 2018-2021, cuya vigencia, ha afirmado, se ha ampliado hasta 2022, que presta “especial atención” al fomento del alquiler como una de las fórmulas más adecuadas para el acceso a la vivienda. Ha destacado también que la promoción se destinará al alquiler y se pondrá a disposición de colectivos con dificultades.

El alcalde de Granada, Luis Salvador, ha recordado que “todos defendemos el derecho constitucional a una vivienda digna a través de fórmulas que ofrezcan oportunidades a personas con menos recursos”, por lo que “iniciativas y planes especiales como este son realmente decisivos”. El regidor ha asegurado que más allá de “la alegría por el proyecto, que evidencia la colaboración institucional y la continuidad en el trabajo, vamos a seguir trabajando para ofrecer no sólo viviendas a un precio asequible, sino programas de rehabilitación de barrios, de urbanizaciones y zonas a través de recursos como los fondos ‘Next Generation’ y otros”.

La rehabilitación de este edificio de la Zona Norte de Granada acabará con una historia plagada de incidentes y que se remonta a hace más de una década. Visogsa, la empresa provincial de vivienda, suelo y equipamiento dependiente de la Diputación Provincial de Granada, promovió en 2009 la construcción de este edificio, entonces con 24 viviendas protegidas en venta en régimen especial. Al año siguiente se celebró el sorteo para seleccionar a los compradores pero nunca se produjo la adjudicación de ninguna de las viviendas ni siquiera cuando, tras esta situación, Visogsa fue autorizada por la entonces Consejería de la Vivienda y Ordenación del Territorio a adjudicarlas directamente. En 2013 el Gobierno andaluz autorizó que estas viviendas se destinasen a alquiler, opción que tampoco tuvo éxito. Desde entonces, el edificio ha sido objeto de actos vandálicos que lo dejaron en un estado inhabitable e incluso sufrió un proceso en el que se anuló su calificación como vivienda protegida, lo que posteriormente requirió una nueva calificación como tal.

En 2019, la empresa de la vivienda de la Diputación presentó el proyecto para la rehabilitación del edificio a la convocatoria del primer programa de Fomento del Alquiler puesto en marcha por la Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorial. El proyecto, que había pasado de tener 24 viviendas a contar con 31, fue seleccionado para formar parte de ese programa y se le dotó con una subvención de algo más de un millón de euros (536.025 euros de subvención estatal y 465.000 euros de financiación autonómica), de los que la Junta ya ha abonado el 50%, correspondiente al primer pago de la ayuda.

Las obras de rehabilitación se iniciaron a finales de 2020, en octubre, y está previsto que los trabajos concluyan en el mes de abril, ya que se han terminado la división interior de las viviendas y actualmente se trabaja en las instalaciones.

En la visita a las obras, la consejera ha estado acompañada además del alcalde de Granada y el presidente de la Diputación, por la secretaria general de Vivienda, Alicia Martínez, el delegado territorial de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio en Granada, Antonio Jesús Granados y el diputado de Obras Públicas de la Corporación provincial, José María Villegas.

Planes de vivienda

Los 31 alojamientos protegidos en alquiler se incluyen en el programa de fomento del parque público de viviendas en alquiler o cesión del uso, contemplado en el Plan de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía 2016-2020, dirigido a actuaciones de promoción pública; y en el programa de fomento del parque de viviendas en alquiler del Plan Estatal de Vivienda 2018-2021.

En su rehabilitación se van a invertir un total de 1.490.024 euros: 460.000 aportados por Visogsa, 465.000 de subvención de la Junta de Andalucía y 596.024 del Gobierno de España, a través de subvenciones obtenidas al amparo de los planes de vivienda.

Las obras han sido adjudicadas a la empresa granadina Nacimiento Infraestructuras y Medio Ambiente SL, y los alojamientos, que son accesibles, constan de salón comedor con cocina incorporada, dormitorio doble y baño, con zonas comunes, ajardinadas así como espacios libres y zona de petanca.







Se el primero en comentar

Deja un comentario