Podemos-IU exige que se garantice la seguridad sanitaria en los mercadillos

La coalición reprocha al Ayuntamiento que permita la vuelta de la venta ambulante sin el aumento del espacio entre los puestos y pide que facilite material de protección y refuerce el número de contenedores

Elisa Cabrerizo y Antonio Cambril
Elisa Cabrerizo en una intervención en el Ayuntamiento de Granada
GabineteGabinete
0

Podemos-IU pide que el Ayuntamiento de Granada garantice la seguridad higiénico-sanitaria en los mercadillos que comenzarán este fin de semana a funcionar, para evitar las aglomeraciones y los posibles contagios que se puedan producir si no se cumplen las instrucciones de las autoridades sanitarias. El pasado jueves, informa el concejal de Podemos-IU, Paco Puentedura, la Junta de Gobierno Local aprobó un decreto por el cual se plantea la vuelta de los mercadillos y venta ambulante, y donde señalan las normas higiénico-sanitarias que se deben cumplir, aunque, reprocha, no prevé las medidas concretas que lo garanticen.

La voluntad de este grupo municipal es que Granada recupere la normalidad económica, aunque siempre garantizando la seguridad sanitaria tanto de los vendedores como de los clientes.

El decreto habla del necesario distanciamiento entre vendedores, clientes y viandantes, que tienen que guardar una distancia mínima de dos metros de seguridad entre ellos. Sin embargo, el Ayuntamiento no plantea que los puestos en los mercadillos se distancien entre ellos para poder cumplir la medida. Para garantizar la seguridad se requiere por fuerza que, o bien se limite el número de puestos, o bien se aumente el espacio destinado al mercadillo, señala Puentedura.

La concejala de la coalición, Elisa Cabrerizo, sostiene que el Ayuntamiento tiene la obligación de vigilar y hacer cumplir estas normas sanitarias y plantear un nuevo modelo de venta ambulante acorde con la nueva situación, como ya han hecho en ciudades europeas como París.

Cabrerizo propone que si no se amplía la zona de instalación del mercadillo se divida por horarios la apertura de los puestos, para garantizar que haya una distancia segura entre ellos. La concejala recuerda que es necesario que se aumenten las zonas de paso en los mercadillos y que se establezca, al menos, cuatro metros de distancia entre los puestos enfrentados, para evitar al máximo el contacto entre las personas.

La coalición pide al Ayuntamiento que ya que es obligatorio el uso de material de protección e higiene, proporcione guantes, mascarillas y gel hidroalcohólico, y por otro lado, que instale papeleras y contenedores extra tal y como recoge el decreto. Puentedura denuncia que el Ayuntamiento no está planteando ese refuerzo de materiales y recuerda, además, la necesidad de higienizar las prendas de ropa que se prueben y no se compren, operación para la que los puestos deben ganar más espacio del establecido.

La coalición señala que, del mismo modo, los vehículos de carga han de ser limpiados y desinfectados y para eso es necesario que el Ayuntamiento habilite un lugar especial donde los vendedores ambulantes puedan aparcarlos e higienizarlos correctamente.





Se el primero en comentar

Deja un comentario