Nippon Gases dispone de un plan de contingencia para garantizar el suministro de gases medicinales en Andalucía

La compañía japonesa y su división de terapias respiratorias domiciliarias, Oximesa, abarcan a casi una treintena de hospitales y otros complejos sanitarios públicos y privados de la comunidad andaluza

nippon gases
Imagen de Nippon Gases | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

Con motivo de la crisis sanitaria originada por el COVID-19, la multinacional japonesa Nippon Gases Healthcare puso en marcha un plan de contingencia para garantizar el suministro de gases medicinales, de forma ininterrumpida, a cada uno de los centros hospitalarios a los que atiende habitualmente, previendo un incremento de consumo asociado a los pacientes afectados por el virus.

La Comunidad Autónoma de Andalucía, como medida preventiva frente a un posible colapso de las UCI y zonas de hospitalización, anticipó una serie de medidas de adecuación de centros o zonas estratégicas para responder de forma eficiente y eficaz ante las necesidades que pudiera presentar un incremento de contagios. En la dotación de estos centros juega un papel fundamental la instalación y suministro de gases medicinales, necesario para pacientes con patologías respiratorias asociadas al COVID-19.

En Jaén, el edifico Nueva Andalucía (construido en 2010 por la Junta para atender a grandes dependientes), es uno de los centros escogidos por el gobierno andaluz para convertirlo en un recurso de atención sanitaria y aislamiento de personas mayores afectadas por COVID-19 en residencias de ancianos. Nippon Gases Healthcare ha sido la empresa encargada de la instalación de equipos necesarios para el suministro de gases medicinales, contando con un depósito criogénico de oxígeno medicinal de 5000 litros (más back up de bloques de oxígeno como fuente de reserva), 3 bombas de vacío (con caudal de 100 m3/hora/bomba) y unos 1.600 metros de tubería, para atender a las 110 camas previstas. Se incluye una preinstalación para adecuar, si fuese necesario, cuatro zonas comunes, ampliando la capacidad del centro en 50 camas aproximadamente.

Otro punto estratégico se ubica en la localidad de Villanueva de Córdoba, donde la Diócesis ha cedido el Albergue Cristo Rey para atender casos de COVID19 entre la población de la zona. La gestión sanitaria de este centro corre a cargo del Hospital Valle de Los Pedroches, ubicado en Pozoblanco, referente de la sanidad pública en la mancomunidad. En este caso, la compañía japonesa ha habilitado el suministro de gases medicinales, instalando un sistema de bloques de botellas de oxígeno medicinal (idóneo en estos casos según la Asociación de Ingeniería Hospitalaria), con varias botellas en puntos interiores del edificio, y casi 500 metros de tubería, de forma que puedan dar servicio a unas 70 camas, distribuidas en dos plantas.

El sector privado también se refuerza frente a las consecuencias que pueda derivar esta crisis sanitaria. El Centro Asistencial Hermanas Hospitalarias de Málaga se encuentra en fase de ampliación de zonas de hospitalización, habilitando 18 nuevas habitaciones individuales y otras 4 múltiples, al objeto de seguir prestando un servicio de calidad en caso de necesidad a causa del COVID19. La actuación de Nippon Gases Healthcare se centra en la instalación de la tubería y tomas de pared necesarias para llevar el oxígeno medicinal desde la central de suministro actual del centro hasta las nuevas dependencias.

Para Nippon Gases y su división de terapias respiratorias domiciliarias, Oximesa, Andalucía es una parte muy importante de su historia, pues además de suministrar a numerosos hospitales de toda la comunidad, y de atender a miles de pacientes en sus domicilios, Oximesa nació en la provincia andaluza de Granada hace varias décadas, siendo un aliciente para reforzar su compromiso y la responsabilidad como empresa vinculada a la salud de los ciudadanos andaluces.

Los servicios de ambas compañías abarcan a casi una treintena de hospitales y otros complejos sanitarios públicos y privados, centros de investigación y criobiología para la conservación de tejidos, células, etc. Por su parte, Oximesa atiende aproximadamente a 80.000 pacientes repartidos por todas las provincias andaluzas. Los servicios de oxigenoterapia y otras técnicas de ventilación mecánica (ambas tan importantes en situaciones como las que estamos viviendo con la crisis del COVID-19) se prestan a pacientes beneficiarios del Servicios Andaluz de Salud, así como de algunas entidades privadas en todas las provincias andaluzas, llevando prestando servicios en algunas de estas provincias más de 40 años

Dada la alta implantación de ambas compañías en la comunidad andaluza y ante la evolución de la pandemia del COVID-19 en los próximos días, tanto las infraestructuras como los medios de distribución, técnicos y humanos están ya preparados y dimensionados para atender cualquier situación con la mayor garantía.







Se el primero en comentar

Deja un comentario