Entre el miedo y el ingenio, el seísmo inunda las redes sociales de comentarios

Centenares de usuarios de Twitter, Facebook e Instagram relatan a GranadaDigital cómo y dónde vivieron la sacudida que dio la tierra

redes-sociales
Las redes sociales echaron humo tras el terremoto | Foto: Archivo
Miguel López RiveraMiguel López Rivera
0

La tierra no fue lo único que tembló en la madrugada del miércoles al jueves en Granada. Los teclados de muchos vecinos de la capital y el Área Metropolitana también comenzaron a vibrar tan pronto como el seísmo remitió. Las redes sociales de GranadaDigital echaron humo con centenares de usuarios que confirmaron haberlo sentido desde prácticamente todos los puntos del Cinturón.

Churriana, Purchil, Armilla, Maracena, Cájar, Peligros… Y cómo no, Santa Fe, el municipio donde se registró el epicentro en primer término, y Chauchina, donde se corrigió posteriormente.

Y no sólo eso, sino que otros muchos reportaron el temblor desde barrios como La Chana, el Zaidín, Avenida de Madrid, Albaicín o Plaza de Toros. Alguno en Instagram incluso tiraba de humor para recordar que “en Wuhan también se ha sentido”.

En Facebook, Manu Cuerva tiraba de ironía: “Con lo tranquilico y maravilloso que estaba siendo el 2020…”. Y es que nada como una palabra acabada en “-ico” para identificar un post escrito por un granadino. De otra parte del globo terráqueo, aunque afincado en Granada, debe ser el usuario que informó del sobresalto bajo la siguiente fórmula: “Acá en Albolote se ha sentido bastante fuerte y mucho ruido, que fue lo que más me asusto”.

Por supuesto, no faltaron quienes expresaron su miedo de manera ilustrativa. “¡Ay por dios bendito! Con lo que tenemos con el virus y ahora el terremoto. ¡Que Dios nos proteja a todos!”, puntualizaba Eugenia García en la noticia compartida por GranadaDigital a través de Facebook.

Con un sarcástico “maravilloso” calificaba, minutos después del temblor, otro de nuestros lectores el año que está a punto de terminar. Mientras que Toñi Martos, desde Armilla explicaba que “estaba dormido y me despertó la cama, que se movía. ¡Qué susto!”. “Menos mal que me dormí, si no me muero. Me dan horror”, añadía Yago Rosales.

Comentarios de gente constreñida por la sacudida de la tierra que contrastaban con los que le ponían un toque de humor al asunto. “Si es que todo lo que lleve la palabra ‘china’ este 2020 es para fastidiar”, manifestaba un usuario de Facebook. “Atentos a las réplicas y que ¡no panda el cúnico!”, replicaba otro.

Y como en la pirámide de Maslow la seguridad ocupa el segundo escalón y la autorrealización el último, alguno incluso admitió estar dispuesto a saltarse las restricciones antes que dormir bajo un mar de hormigón toda la noche. “Como tenga réplica, me bajo a la calle y me salto el toque de queda”, anunciaba junto a tres emojis con cara de sorpresa.

Son los distintos prismas de una noche ‘movida’ que encogió el corazón de muchos y agitó el ingenio de no pocos. Distintos perfiles ante un mismo acontecimiento. Tantos como habitantes -más de medio millón- se concentran en el Área Metropolitana de Granada.







Se el primero en comentar

Deja un comentario