Lluís Costa: "Se puede jugar mejor o peor, pero siempre hay que ser valientes"

El mago de la LEB Oro repasa la última semana del equipo, el proximo partido ante Castellón, la expulsión de Christian Díaz y habla sobre los árbitros

Fundacion CB Granada Movistar Estudiantes
El base rojinegro recuerda a la afición que "hay que disfrutar el momento que estamos viviendo" | Foto: Antonio L. Juárez
Ainoa Morano
0

Si algo ha hecho especial a este Covirán Granada ha sido la unión y la absoluta implicación de toda la plantilla con el sueño de llegar a la ACB. Aunque, para llegar a buen puerto, todo barco necesita a un capitán que marque el rumbo y para los rojinegros ese es Lluís Costa. El mago de la LEB Oro ha vuelto tras unas semanas de dudas y miedos, que se extendieron a todo el equipo, para guiar y mantener en la primera plaza al conjunto granadino en las tres últimas jornadas de la temporada regular.

La victoria ante CB Prat fue un chute de moral para Covirán Granada, un triunfo solvente que los de Pablo Pin necesitaban como agua de mayo para afrontar el sprint final de la temporada con la confianza sobre la pista que tanto los ha caracterizado este año. Todos los equipos pasan por rachas mejores y peores a lo largo de la temporada. El bache de los granadinos llegó tras la victoria ante Estudiantes en el Wizink donde la presión se hizo presente. “No es lo mismo jugar con la etiqueta de segundo que defender el liderato, eso nos pesó, no lo podemos obviar. Creo que con la victoria ante Prat nos la quitamos un poco de encima y hemos vuelto a jugar todos juntos y a divertirnos sobre la pista que es lo que nos pedía Pablo”.

Lluís Costa no solo es uno de los referentes del conjunto rojinegro, si no que además, cuenta con una dilatada experiencia en lo que a ascensos se refiere, un factor que juega muy a favor de Covirán Granada en este sprint final. “Los tres ascensos que he vivido han sido muy diferentes. En Betis fuimos muy superiores al resto por lo que no hubo presión. En Burgos también fue ascenso directo y en Manresa subimos en el último partido de unos Playoffs. Esta presión no es nueva para mí, de hecho es algo positivo. Aquí hay más ilusión que presión, en Manresa sí que teníamos la obligación de volver a subir porque acabábamos de descender, aquí es muy distinto”, asegura el base.

La mentalidad del equipo durante toda la campaña ha hecho que, a falta de tres jornadas para cerrar la fase regular, el liderato esté en posesión de los rojinegros y además, dependan de sí mismos para llegar a la ACB. Una mentalidad que en semanas anteriores flaqueo, pero que tras lo visto el pasado domingo en el Palacio se espera no vuelva a pasar. “Siempre puedes jugar mejor o peor, pero hay que jugar valiente, no puedes tener miedo a fallar. Es algo que hemos hablado todo el equipo, nos ha pasado de salir con cierto miedo en varios partidos, pero contra Prat lo cambiamos y ahora es clave mantenernos con esa actitud los tres partidos que quedan”.

Lluís Costa levanta a la afición en el encuentro ante Estudiantes en el Palacio | Foto: Antonio L. Juárez

El siguiente obstáculo en el camino será TAU Castelló, un partido que Costa considera “una final adelantada” y donde la concentración durante los 40 minutos volverá a ser clave. Esa misma concentración que se vio el pasado domingo justo en un encuentro en el que el trio arbitral volvió a hacer de las suyas y pudo acabar sacando a los granadinos del juego. “No solo fue la expulsión de Christian, si no también el positivo por Covid de David. Había motivos para descentrarse. Esto lo hablé con Pablo, como jugador es muy difícil no perder la concentración, estás jugando a 200 pulsaciones por minuto y pasan cosas que te parecen injustas”.

En otras ocasiones, el propio Pablo Pin ya mencionó que su equipo se había dejado llevar por las decisiones arbitrales, pero esta vez algo cambió en la mente de los rojinegros. “Cuando el arbitraje nos perjudicó tratamos de cambiar ese momento malo en algo positivo con la ayuda del público. Tanto en la expulsión de Christian como en la técnica a Pere logramos que los aficionados entrasen en el partido, hiciesen presión y nos apoyaran. Eso debemos tratar de hacer siempre”.

Lluís Costa ha sido uno de los pocos jugadores que ha expresado abiertamente su opinión sobre el trato que reciben de parte del trío arbitral y, obviamente, tras lo visto la pasada semana en el Palacio, esta vez no iba a ser menos. “Para mí no es lógico que en el minuto siete de partido expulsen a Christian por dos técnicas y menos aún viendo como fue la acción. “Con otros equipos grandes me sentía un poco protegido, en ciertos momentos nos ayudaban, eso aquí en Granada no lo estoy viviendo. Es cierto que no nos tienen que ayudar, pero deben ser justos. Soy objetivo cuando hablo por que con Manresa, Burgos o Betis, el árbitro tendía un poco hacia el equipo de casa y eso aquí no pasa”.

Sin ayuda de nadie y sin ser los eternos favoritos, la realidad es que el ascenso está a golpe de tres victorias, aunque hay que reconocer que, se suba a ACB o no, la temporada de Covirán Granada es para enmarcar. Es por ello que Lluís Costa ha querido mandar un mensaje muy claro a la afición, “hay que disfrutar de lo que estamos viviendo”. “Conseguir el ascenso es más difícil de lo que la gente cree. Cuando llegué aquí el club venía de estar luchando por no descender. El año pasado quedamos primeros, nos metimos en el playoff y estuvimos a un partido de subir. Este año llevamos casi toda la temporada primeros, hemos jugado la Copa Princesa, le hemos ganado a Estudiantes tanto aquí como en Madrid y somos primeros a falta de tres partidos, sino se consigue no creo que sea un fracaso. A Breogán le costó 13 años volver a ACB”. 







Se el primero en comentar

Deja un comentario