La DGT pone en marcha este lunes una campaña de control de camiones y autobuses que operan en Andalucía

El transporte de mercancías representa el segundo tipo de vehículos más numeroso que circula por carretera, con un 14% del total del parque

albolote-camion-accidente
Imagen de archivo del accidente de un camión en 2018
Europa PressEuropa Press
0

La Dirección General de Tráfico (DGT) desarrollará desde este lunes y hasta el próximo 18 de octubre una nueva campaña especial de vigilancia y control de camiones y autobuses en la que se realizarán inspecciones sobre los vehículos y los conductores “con el objetivo de garantizar la seguridad vial de todos los usuarios de la red de carreteras”, ha explicado la delegada del Gobierno de España en Andalucía, Sandra García, que ha añadido que “desde el refuerzo de la prevención podemos reducir las posibilidades de accidente”.

Según señala la delegada en una nota de prensa, el transporte de mercancías (camiones y furgonetas) tiene un peso importante en lo que a seguridad vial se refiere en España, ya que representa el segundo tipo de vehículos más numeroso que circula por carretera (14% del total del parque) y está implicado en el 17% de los accidentes con víctimas ocurridos en 2018.

Por su parte, el parque de autobuses representa alrededor del 1% del total del parque automovilístico, estando implicados en el 2% de los accidentes con víctimas. Este dato, unido a un mayor índice de letalidad en el caso de accidentes con vehículos de mercancías de más de 3.500 kilogramos, lleva a la Dirección General de Tráfico a poner en marcha esta campaña de vigilancia.

El Gobierno recuerda que la conducción de estos vehículos no es igual que la de un turismo, ya que el comportamiento dinámico es diferente, sobre todo si va cargado. En particular, la sujeción de la carga es vital y cualquier desplazamiento de la misma incide sobre la estabilidad del vehículo por desplazamiento del centro de gravedad. Por ello, entre este tipo de vehículos es más alta la incidencia de salidas de la vía y vuelcos que puede explicarse por la excesiva o mala colocación de la carga.

Durante una semana, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, así como el resto de policías autonómicas y locales que se sumen a la campaña, controlarán autobuses y todo tipo de camiones, independientemente del país en el que estén matriculados.

Los agentes incidirán en aspectos tales como la velocidad a la que circulan, las horas de conducción y descanso, el tacógrafo, el exceso de peso, los defectos técnicos del vehículo, la seguridad de la carga transportada, la documentación del vehículo y conductor, el uso del cinturón de seguridad por parte del conductor y de los ocupantes, la conducción bajo los efectos del alcohol o las drogas, la utilización del teléfono móvil, entre otros.

Campaña de febrero

En la última campaña de vigilancia de camiones y autobuses llevada a cabo por la DGT durante la semana comprendida entre los días 10 y 16 de febrero de este año, se controlaron en Andalucía un total de 2.578 camiones y 129 autobuses. Dentro de los trabajos de colaboración con la Organización Internacional de Policías de Tráfico (Tispol), también se controlaron el origen de los camiones y autobuses, observando que el 92,6% eran residentes, el 5,4% eran vehículos procedentes de la Unión Europea y el 2% no residentes en la Unión.

En relación a las denuncias, las más numerosas fueron las asociadas a la documentación incorrecta. El 11% de las denuncias por documentación inadecuada del vehículo, el 7,2% del conductor y el 3,1% del operador.

Analizadas las denuncias según tipología de los vehículos, fueron los autobuses los vehículos que presentaron mayores denuncias asociadas a documentación inadecuada, suponiendo un 47,2% del total de las denuncias interpuestas a los 129 autobuses controlados.

En relación con el exceso de horas de conducción y las relacionadas con el tacógrafo, en los camiones y autobuses controlados los agentes de Tráfico tramitaron 358 denuncias por estos preceptos, de las cuales el 83,5% estaban asociados a un uso inadecuado del tacógrafo y el resto, el 16,5%, a los tiempos de conducción y descanso.

En lo que respecta al cinturón de seguridad, otro de los pilares básicos de la seguridad vial, 12 denuncias fueron interpuestas en relación a este precepto. Las denuncias por exceso de peso o inseguridad de la carga en camiones supusieron un total de 130 denuncias, motivo para las 24 inmovilizaciones ejecutadas.

Reducción de la accidentalidad

Con el objetivo de mejorar la seguridad vial del transporte por carretera, la Dirección General de Tráfico comunica a la Dirección General de Transporte Terrestre las sanciones cometidas por conductores profesionales reincidentes para que realice las investigaciones pertinentes sobre las empresas para la que trabajan y estudiar la posibilidad de que las empresas que incurran en las faltas más graves pierdan la capacidad para operar en el mercado.

Además, los radares con los que cuenta la DGT discriminan por tipo de vehículo que ha cometido la infracción, con el fin de sancionar en función de la limitación específica aplicable a cada uno.





Se el primero en comentar

Deja un comentario