La Junta pide al Ministerio que “deje claro” que la no asistencia “no es un opción en la enseñanza básica”

Paralelamente, el vicepresidente Juan Marín cree que los padres "están en su derecho" a no llevar a sus niños al colegio

La viceconsejera de Educación y Deporte, María del Carmen Castillo
La viceconsejera de Educación y Deporte, María del Carmen Castillo | EP
Europa PressEuropa Press
0

La viceconsejera de Educación y Deporte, María del Carmen Castillo, ha indicado, tras la reunión de la Comisión General de la Conferencia de Educación, que Andalucía ha pedido al Ministerio de Educación y Formación Profesional que tiene que dejar claro que la no asistencia a los centros educativos “no es un opción en la enseñanza básica”, al tiempo que asegura que “ha quedado de manifiesto” que la incorporación a las aulas “se va a hacer con presencialidad”.

Así, en un vídeo distribuido a los medios, Castillo ha destacado que la reunión de la Comisión General “ha servido para poner de manifiesto que todas las comunidades autónomas estamos trabajando en la misma línea para garantizar la vuelta a las aulas en condiciones de seguridad en coordinación con las consejería de Salud y el Ministerio de Sanidad”.

Ha afirmado que “ha quedado de manifiesto” que esa incorporación “se va a hacer con presencialidad, conforme a los calendarios aprobados por cada comunidad autónoma”, porque “se ha entendido, y así se tiene que poner de manifiesto la Conferencia Sectorial del próximo jueves, que la educación es un servicio esencial y, por lo tanto, así tiene que ser tratada y entendida”.

Por último, Castillo ha señalado que desde Andalucía se ha pedido al Ministerio de Educación que tiene que “dejar claro” que la no asistencia a los centros educativos “no es un opción en la enseñanza básica” y, por otro lado, que para facilitar los grupos estables de convivencia “hay que flexibilizar la homologación de las titulaciones del profesorado para que puedan dar docencia de distintas áreas y materias”.

Para Marín, los padres están “en su derecho” de no llevar al niño al colegio

El vicepresidente de la Junta de Andalucía y consejero de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local, Juan Marín, ha opinado este martes que los padres que decidan no llevar a los niños al colegio a partir de septiembre “están en su derecho”. “Están en su perfecto derecho a hacer lo que consideren por velar por la seguridad de sus hijos”, ha agregado.

A preguntas de los periodistas en Sevilla acerca de la vuelta a las aulas en septiembre y sobre los padres que amagan con no llevar a los pequeños a clase por inseguridad, Marín ha explicado que la obligación del Gobierno andaluz “es velar por la seguridad de todos los alumnos, los profesores y los profesionales, y todos los recursos se están poniendo encima de la mesa”, si bien entiende que él mismo, como padre que es, “soy que el que tengo la última palabra a la hora de decidir si mi hijo va al cole o no, y eso es respetable”.

En cualquier caso ha recordado que este jueves se va a celebrar una Conferencia Interterritorial y también Intersectorial de Educación y Sanidad por parte del Gobierno de España, y ahí espera que se establezcan “unos criterios lo más comunes posibles para el conjunto de los territorios”.

“Entiendo que si no se dieran por parte de las administraciones las garantías que establece la Organización Mundial de la Salud y el propio Ministerio de Salud, sería el primero que evidentemente no lo haría, pero en este momento eso no se produce”, ha agregado el vicepresidente, que cree que no hay que tener miedo aunque asume que “tampoco nadie va a garantizar que mi hijo no se pueda contagiar en la playa, en el patio de mi casa, en una reunión familiar, en el cine o en cualquier otra actividad”.

Así las cosas, ha asegurado que en los centros educativos de Andalucía “se han llevado a cabo y se están llevando a cabo todas las medidas higiénico-sanitaria que hoy son exigibles para prevenir un contagio de este virus”, insistiendo en que “no se puede prevenir al 100% ni en un colegio ni en ningún lugar del mundo”. “A partir de ahí, lógicamente los padres tendrán que tomar sus decisiones”, ha apostillado.

Y es que Marín respeta a cualquier padre que sienta miedo, entendiendo que será inevitable que se sigan sucediendo los contagios. De hecho, como ejemplo ha explicado que en Berlín se han cerrado 41 colegios en un solo día y que “no somos ajenos en España a lo que va a suceder en el mundo, pero hay que intentar tener todos los recursos y todos los medios necesarios para evitarlo”.

“Si los niños tienen que ir a clase con mascarillas, si tienen que guardar una distancia, si tienen que entrar por distintas zonas, salir a distintas hora al recreo o tienen determinadas actividades que no se van a poder llevar a cabo y otras que sí, habrá que respetar también los protocolos y los proyectos educativos de cada centro”, ha abundado Juan Marín.

HACEN FALTA MÁS RECURSOS

En líneas generales sobre la vuelta al cole, el vicepresidente del Ejecutivo autonómico ha explicado que llevan trabajando en el plan “aproximadamente un mes y medio” bajo los criterios de la Consejería de Salud, y que “se garantizan todas las medidas que en este momento son exigibles de distanciamiento social, protección tanto del profesorado, del personal de los centros como de los alumnos y también con la dotación de más profesores”. “Más de 8.000 profesores de refuerzo, además de más de 826 profesores y personal adscrito a cada centro educativo para vigilar que se cumplen todas esas medidas”, ha recalcado.

No obstante, ha advertido de que para aplicar una vuelta a las aulas con garantías “hacen falta medios” mientras Andalucía “sigue recibiendo muchos menos recursos para la educación o para la sanidad que el resto de comunidades autónomas en nuestro país”.

Marín ha insistido en la “discriminación” que sufre Andalucía en la distribución de fondos Covid pues “ha recibido 70,2 euros por habitante de los primeros 6.000 millones de euros que se han repartido mientras la media nacional está en 121 e incluso hay comunidades que reciben hasta casi 230 y 240 euros por habitante”.

“Necesitamos esos recursos, no sabemos cuánto tiempo se va a prolongar esta situación”, ha agregado el vicepresidente, que ha apuntado que después de que el Gobierno de España y la ministra del ramo, Isabel Celaá, anunciaran que el curso empezará en la fecha prevista “lo que tiene que empezar es con todas las garantías necesarias y si en algún momento no existieran esas garantías, los padres tienen que estar tranquilos de que evidentemente no se iniciarían las clases”.

Marín espera que se pueda hacer una vuelta al cole “lo más normalizada posible, cumpliéndose con todos los requisitos y garantías que se tengan que cumplir” y para eso pide “la colaboración de todos”.

MÁS FONDOS PARA LOS AYUNTAMIENTOS

En lo que a los ayuntamientos respecta, en su competencia en materia de limpieza de los centros educativos, el vicepresidente ha explicado que muchos de la comunidad, como el de Sevilla por ejemplo, “han empleado los fondos del Plan Aire para contratar personal para la vuelta al cole”, una medida “muy acertada”, a su juicio.

De hecho, ha avanzado que la Junta se está planteando “un posible refuerzo de esas ayudas, también para hacer frente a determinadas situaciones de ayuntamientos que no pudieran afrontar esa limpieza de los centros, añadido a todo lo que hasta ahora mismo se está poniendo encima de la mesa”.

Por último, Marín ha querido aplaudir el dictamen de la Comisión sobre la recuperación económica y social de Andalucía a causa de la pandemia del Covid-19 que se creó en el Parlamento andaluz, que “incluye medidas y propuestas, en materia educativa, sanitaria y económica, que van en la dirección que también firmó este Gobierno con los sindicatos y con la patronal hace menos de un mes en ese plan de reactivación de la economía andaluza para 2020-2021”.

“Esa es la línea, no la de esconderse o la de quitarse de en medio, como ha hecho el Adelante Andalucía y el PSOE-A”, ha zanjado.





Se el primero en comentar

Deja un comentario