La Junta de Castilla y León acuerda medidas de cierre en Palencia y León

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, ha recalcado que se trata de unos protocolos "más restrictivos para la protección de la salud"

fotonoticia_20201005132513_1920
La consejera de Sanidad, Verónica Casado, durante su comparecencia ante los medios de comunicación | Foto: Europa Press
Europa PressEuropa Press
0

La consejera de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Verónica Casado, ha anunciado que, probablemente, a partir de este martes se decretarán medidas de restricción de la movilidad ante la evolución de la pandemia del Covid-19 en los municipios de León y Palencia, inicialmente para un período de 14 días.

Así lo ha señalado Casado este lunes en declaraciones a los medios de comunicación, recogidas por Europa Press, en las que ha precisado que las medidas afectan a la movilidad para salir y entrar a ambos municipios y que se aplicarán a partir de este martes, 6 de octubre.

De hecho, los servicios jurídicos de la Junta de Castilla y León se encuentran reunidos para determinar a partir de qué hora se decreta el cierre.

La consejera ha recalcado que se trata de unas “medidas más restrictivas para la protección de la salud” aprobadas en el último Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud celebrado el pasado miércoles, si bien Casado ha abogado por no referirse a las mismas en términos de confinamiento, a diferencia de lo ocurrido en los meses de marzo y abril, ya que los ciudadanos de estas capitales no habrán de encerrarse en casa.

La entrada en vigor de estas restricciones afectará, tal y como ha indicado la titular de Sanidad, a la movilidad -se establece una restricción de las entradas y salidas del municipio- así como a los aforos máximos y horarios en lugares de culto, velatorios, establecimientos comerciales, hosteleros, academias e instalaciones deportivas.

La situación ha sido ya comunicada a los alcaldes de ambas ciudades, que se encuentran con elevados datos de Incidencia Acumulada, y la respuesta de ambos ha sido de “máxima colaboración”.

Se da la circunstancia de que la capital palentina ya se encontraba afectada desde el pasado 24 de septiembre por medidas de contención de la pandemia, aunque sin restringirse la movilidad.

La decisión adoptada se produce tras analizar la evolución del coronavirus en las dos capitales. En el estudio realizado por áreas de salud, la incidencia en León se eleva a 497 casos y Palencia a 192, mientras que si el análisis se centra en la situación concreta de cada capital la primera contabiliza 510,45 y la segunda 536,71.

De esta forma, ambos municipios se suman a la situación por la que atraviesan en Castilla y León las localidades vallisoletanas de Pedrajas, Íscar, El Carpio, Pesquera y Medina del Campo, así como la burgalesa de Miranda de Ebro y la salmantina de Sotoserrano, que, como así ha advertido la consejera, se mantendrán puesto que “hoy ninguna cumple las condiciones para retirar esas medidas”.







Se el primero en comentar

Deja un comentario