La huelga de los monitores hace que 25 colegios de Granada se queden sin aula matinal

Los trabajadores denuncian el "incumplimiento sistemático" del convenio colectivo respecto al cobro de nóminas, salarios y vacaciones

Manifestación monitores aulas matinales Granada
Los monitores escolares se han manifestado este viernes frente a la Delegación de Educación de la Junta en Granada | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

Las trabajadoras de Foronline Lex, que presta servicio en las aulas matinales de 25 centros educativos de la provincia de Granada y que llevan en huelga indefinida desde el pasado 8 de enero con un seguimiento del 90 por ciento, han celebrado este viernes una concentración en protesta por el “incumplimiento sistemático” del convenio colectivo de aplicación por parte de la empresa, en relación al cobro de nóminas, salarios, vacaciones, entre otros aspectos, y por la inacción de la Junta de Andalucía como administración responsable de este servicio público.

Desde el Comité de Empresa, presidido por UGT y del que CCOO forma parte, se detalla que el cobro de las nóminas junto con las respectivas vacaciones es uno de los puntos más conflictivos, “siendo habitual el abono tardío de las nóminas y por cuantías incorrectas”.

En relación al salario, denuncian además que la empresa abona el salario por día trabajado y no por mensualidad, como bien se establece en el convenio colectivo de aplicación. Del mismo modo, se les descuentan los días festivos tanto nacionales como locales y no se abonan los días de vacaciones que pertenecen a la plantilla.

Cartel de una de las trabajadoras afectadas | Foto: Gabinete

También, añaden desde el comité, se ha podido observar en los recientes contratos de trabajo de los monitores, “cláusulas añadidas que van en contra de lo establecido en dicho documento y por tanto en contra de los derechos de los trabajadores”.

“Tampoco se refleja la antigüedad real de los monitores, y por consiguiente no es posible declarar oficialmente el dato correcto, y así poder ofrecer la categoría de fijos-discontinuos a los trabajadores/as que por derecho les pertenece”, critican.

Por ello, las trabajadoras de esta empresa llevan en huelga indefinida desde el pasado 8 de enero, con un seguimiento masivo del 90 por ciento, en los 25 centros educativos pertenecientes a Granada capital y municipios donde esta empresa tiene el contrato del servicio con la Delegación de Educación de Granada, esto es Cájar, Cenes de la Vega, Churriana de la Vega, Güejar Sierra, Pinos Genil, La Zubia, Gójar, Monachil, Huétor Vega y Maracena.

“Además del incumplimiento reiterado de los derechos laborales de la plantilla, por parte de la empresa, desde el comité de empresa se solicita el control y reconocimiento de este conflicto laboral por parte de la Delegación de Educación de la Junta, por la irresponsabilidad y el incumplimiento de los derechos de estos trabajadores/as del sector educativo, así como se reclama que la Agencia Pública Andaluza de Educación, dependiente de la Consejería de Educación, proceda a rescindir el contrato con esta empresa”, exige el comité.

IU reclama que comedores y aulas matinales se gestionen públicamente

El parlamentario de Adelante Andalucía, Chus Fernández, junto a integrantes de la formación en la provincia y la diputada y coordinadora provincial, Mari Carmen Pérez, han instado a la Junta de Andalucía a que “solucione de una vez por todas los conflictos laborales que tiene la plantilla con la empresa y medie para cumplir los derechos laborales y salariales, además de abonarles la deuda pendiente”.

“No podemos consentir que los niños y niñas vean entorpecido el digno desarrollo de su educación por intereses económicos; hay padres que han tenido que pedir favores en sus trabajos por no contar con este servicio que facilita enormemente su día a día”, ha apostillado Pérez, quien ha añadido que “se tiene que garantizar el cumplimiento de los derechos laborales y salariales en las áreas dependientes de la Junta de Andalucía, independientemente de si estos servicios están o no externalizados”.

A juicio de la diputada y coordinadora provincial, “con la problemática del aula matinal evidenciamos los problemas de la gestión privada en servicios esenciales para las familias andaluzas; precariedad para las trabajadoras y trabajadores y deficiencia en uno de los servicios primordiales para la educación y el desarrollo de las familias”.

Según ha remarcado Pérez, “tanto comedores como aulas matinales deben gestionarse públicamente, ya que son imprescindibles para lograr la conciliación laboral y familiar, un objetivo social que no debe supeditarse en beneficio de intereses empresariales y privados”.







Se el primero en comentar

Deja un comentario