La Guardia Civil investiga a dos mujeres por un robo con fuerza en una vivienda de Atarfe

Entre lo sustraído había un teléfono móvil que ha permitido identificarlas

guardia civil agente
Agente de la Guardia Civil | Gabinete
GabineteGabinete
0

La Guardia Civil, en el marco de la operación Neagra, ha investigado a dos mujeres de treinta y siete y cuarenta y cuatro años de edad respectivamente, como presuntas autoras de un delito de robo con fuerza en las cosas perpetrado en una vivienda de Atarfe.

El robo se produjo el pasado mes de diciembre de 2019. Las investigadas rompieron una ventana y por ella accedieron al interior de la vivienda, se dirigieron al dormitorio principal donde lo registraron todo y se apoderaron de varios relojes, un joyero y un teléfono móvil.

El Área de Investigación de la Guardia Civil de Atarfe se hizo cargo de las pesquisas para esclarecer el robo y al saber que uno de los objetos sustraídos era un teléfono móvil, los agentes se pusieron en contacto con la compañía telefónica titular de la línea para que geolocalizaran el teléfono. Gracias a ello la Guardia Civil ha averiguado que una de estas dos mujeres tenía en su poder el teléfono en el momento en el que se produjo el robo. Tras la investigación de la primera, los investigadores han averiguado que la segunda mujer también participó en el robo.

Esclarecido un robo en Santa Fe

Por otra parte, la Guardia Civil de Santa Fe ha detenido a un vecino de Santa Fe, de cincuenta y cuatro años de edad, como presunto autor de un robo perpetrado en el anejo El Jau de Santa Fe. Como en el robo de Atarfe, el detenido el pasado mes de abril rompió una ventana y accedió a una vivienda donde se apoderó, presuntamente, de herramientas y de una colección de relojes valorada en más de dos mil quinientos euros.

El Área de Investigación de la Guardia Civil de Santa Fe en la inspección ocular encontró varios dactilogramas latentes que luego han coincidido con las huellas del detenido. Además, los agentes recuperaron algunas de las herramientas robadas en un establecimiento de compraventa de objetos de segunda mano de Granada y, finalmente, recuperaron también algunos de los relojes sustraídos en un registro que realizaron el domicilio del sospechoso, y se los han devuelto a su legítimo propietario.







Se el primero en comentar

Deja un comentario