La Guardia Civil se incauta de 1.099 plantas de marihuana en Atarfe y Ugíjar

Las operaciones se han saldado con dos detenidos y con la incautación de una escopeta de caza

IMG-20191126-WA0011
Plantas incautadas por la guardia civil | Foto: Gabinete
GabineteGabinete
0

La Guardia Civil ha realizado dos nuevas operaciones contra el cultivo ilegal de marihuana en la provincia de Granada en la que se ha incautado de 156 plantas de cannabis en Ugíjar y ha logrado detener en Atarfe al presunto autor de un delito de cultivo de marihuana, defraudación de fluido eléctrico y tenencia ilícita de armas.

En Ugíjar la Guardia Civil ha detenido a un individuo de 39 años, como presunto autor de un delito contra la salud pública por cultivo de droga y de un delito de defraudación de fluido eléctrico.

Esta operación tuvo lugar después de que los guardias civiles tuvieran conocimiento que en un domicilio de esa localidad se pudiera estar cultivando cannabis sativa de manera intensiva.

Los agentes del puesto de la Guardia Civil pusieron en marcha una investigación y averiguaron que lo denunciado era cierto.

Durante la fase de explotación los guardias civiles realizaron un registro en el domicilio del detenido autorizado por el Juzgado de Instrucción número 1 de Órgiva, y encontraron una habitación habilitada y dedicada en exclusiva al cultivo de cannabis sativa donde crecían 156 plantas.

La Guardia Civil además localizó con la ayuda de técnicos de Endesa una conexión ilegal a la red eléctrica.

En Atarfe

Por otra parte, los agentes de la del Área de Investigación de la Guardia Civil de Atarfe han conseguido identificar y poner a disposición judicial a un individuo de 29 años, con antecedentes policiales, como presunto responsable de la plantación localizada en esa localidad con 943 plantas de marihuana, y como presunto autor también de un delito de tenencia ilícita de una escopeta de caza y otro de defraudación de fluido eléctrico.

Colaboración con Endesa

La Guardia Civil ha contado en ambas operaciones con la colaboración de técnicos de Endesa  y en ambos casos estos han sido lo que han detectado y desmantelado las acometidas ilegales a la red eléctrica.

La compañía eléctrica Endesa y la Guardia Civil colaboran de forma permanente en la detección de anomalías en la red eléctrica con el fin de garantizar no sólo el suministro para el resto de ciudadanos, sino también su seguridad.





Se el primero en comentar

Deja un comentario