Granada registró la segunda temperatura más alta de España en julio, con 42,7 grados

También tuvo la mínima más elevada para ese mes desde el comienzo de la serie, que fue de 24,9 grados

Calor-Ola-Calor1
Una mujer se abanica en un día de ola de calor | Foto: Archivo GD
GranadaDigitalGranadaDigital
0

El mes de julio 2020 ha sido muy cálido y seco en toda España, con una temperatura media de 26 grados. Se ha tratado del tercer mes de julio más cálido de la serie histórica, tras los de 2015 y 2006. Las temperaturas máximas fueron las segundas más altas desde que hay registros, tras las de 2015, según el balance climático de la Aemet. Y Granada ha registrado la segunda temperatura más alta de España en este mes, con 42,7 grados. Fue el pasado 26 de julio. Córdoba se situó a la cabeza con la temperatura más alta en julio, con 43,9 grados, el mismo día. La tercera temperatura más alta se registró en Morón de la Frontera, el día 20, con 42,7 grados.

Además, Granada también registró la temperatura mínima más alta para un mes de julio desde el comienzo de la serie, que fue de 24,9 grados el pasado día 12. Los valores más bajos entre estaciones principales correspondieron a Lugo/aeropuerto, con 4,8 grados el día 3 de julio, Vitoria/aeropuerto, con 5,0 grados el día 4, Burgos/aeropuerto, con 5,7 grados también el día 4, y León, donde se midieron 6,0 grados el día 3, según los datos del balance climático de la Aemet.

En general, las temperaturas máximas diarias fueron elevadas y se situaron 2,3 grados por encima de la media. Así, ha sido el segundo mes de julio con la temperatura media de las máximas más alta desde el comienzo de la serie, por detrás tan solo de julio de 2015, según el balance climático de la Aemet.

Julio fue extremadamente cálido en el cuadrante suroeste de la península, en el oeste y sur de Castilla y León y en zonas del centro y sur de Galicia. En el resto de la España peninsular resultó muy cálido, excepto en algunas zonas del Cantábrico, valle del Ebro, Cataluña, Valencia y Murcia, donde fue cálido, llegando a ser normal en algunos puntos del interior del País Vasco y de Navarra. En Baleares resultó en conjunto cálido, mientras que en Canarias fue muy cálido, llegando a resultar extremadamente cálido en zonas altas, indica el balance climático de la Aemet.

UN MES CON POCAS LLUVIAS

Julio ha sido en conjunto seco, con una precipitación media sobre España de 14 mm (litros/m2), valor que equivale al 70% del valor promedio del periodo de referencia, que es de 20 mm. Se ha tratado del vigésimo mes de julio más seco desde el comienzo de la serie en 1965 y del octavo más seco del siglo XIX, según la Aemet.

La distribución espacial de las precipitaciones, en muchos casos debidas a tormentas, fue muy desigual, resultando un mes húmedo o muy húmedo en zonas del este y sur de Castilla-La Mancha, Extremadura, Andalucía central y oriental, Murcia, centro de la Comunidad Valenciana y en puntos de Castilla y León y del norte de Cataluña. En contraste, fue seco o muy seco en la mayor parte de Galicia, cornisa Cantábrica, Navarra, norte y centro de Aragón, sur de Cataluña y en puntos de Andalucía occidental y del sur de la Comunidad Valenciana, llegando a ser extremadamente seco en algunas zonas del oeste de Galicia y del interior de Asturias. En Baleares el carácter de la precipitación fue muy variable, resultando en conjunto un mes normal, mientras que en Canarias predominó el carácter normal.

Los episodios de precipitaciones intensas más destacados de julio fueron los siguientes: los días 1 y 2, con precipitaciones en el Cantábrico oriental y en la mitad norte de Cataluña, siendo más intensas en esta zona; los días 8 y 9, con tormentas intensas en puntos aislados del interior de la península; y los días 11 a 14 de julio, en los que hubo precipitaciones de cierta intensidad en el norte y este de la península.
Las mayores precipitaciones diarias de julio en observatorios principales se registraron en Barcelona/aeropuerto, donde se midieron 52 mm el día 2, Segovia, con 40 mm el día 8, Girona/aeropuerto, con 26 mm el día 2, y Bilbao/aeropuerto, con 16 mm el día 11. En cuanto a la precipitación total del mes, resaltan los valores inusualmente bajos que se registraron en algunas zonas de Galicia y del Cantábrico, destacando entre estaciones principales los 0 mm medidos en Pontevedra a lo largo de todo el mes, la precipitación inapreciable (inferior a 0,1 mm) de Vigo/aeropuerto y los 0,4 mm registrados en Santiago de Compostela/aeropuerto. En estas tres estaciones, así como en Santander, donde se registraron 13 mm, la precipitación total de julio fue la más baja desde el comienzo de las respectivas series.





Se el primero en comentar

Deja un comentario